Antiviolencia critica las declaraciones de directivos

La Comisión Nacional contra la Violencia en el Deporte instó ayer a la Federación de Fútbol a que estudie ciertas manifestaciones de dirigentes de clubes por si son merecedoras de expedientes disciplinarios. En las últimas jornadas se ha originado cierta polémica con el cruce de declaraciones de los vicepresidentes del Barça y del Real Madrid, Joan Gaspart y Juan Onieva, respectivamente, y del presidente del Deportivo, Augusto César Lendoiro, sobre actuaciones arbitrales. La Comisión contra la Violencia no descarta que esas críticas hayan influido en los incidentes del final del partido Sevilla-Deportivo (1-3) del domingo. Un grupo de aficionados pretendió asaltar el vestuario del árbitro Mejuto González, que anuló dos goles al equipo local. La Comisión, según su presidente, Miguel Ángel García Recio, director general de Infraestructuras del CSD, trabaja en la identificación, a través de las imágenes de televisión, de esos aficionados para solicitar su sanción y multa.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS