Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La utilización del metro a Arganda cae un 60% respecto a las previsiones

La prolongación de la línea 9 del metro hasta Arganda ha cumplido los primeros seis meses de vida. La línea se ha quedado muy lejos de los 20.000 usuarios al día previstos por el Consorcio de Transportes y por la empresa privada que la gestiona: Transportes Ferroviarios de Madrid. Desde el 7 de abril, cuando fue inaugurada, ha transportado 1.361.543 viajeros, un 60% menos que los 3.420.000 usuarios que debería haber transportado si se hubieran cumplido las previsiones iniciales anunciadas por la Comunidad.

Según los datos aportados por la Consejería de Obras Públicas y Transportes de la Comunidad de Madrid, en abril, con sólo 23 días de vida de la línea, 282.398 viajeros usaron la nueva infraestructura de transporte subterráneo y en superficie; en mayo, 288.197; en junio, 251.569; en julio, un mes típico de vacaciones, su utilización cayó hasta los 202.456 usuarios. En agosto, en plenas vacaciones, se produjo el descenso más acusado: 125.913, y en septiembre volvió a aumentar, hasta situarse en los 209.010 viajeros.En total, en estos primeros seis meses, la prolongación de la línea 9 en su camino hasta Arganda del Rey ha sido utilizada por 1.361.543 usuarios. Sumando la utilización de la línea en todos estos meses y comparándola con las previsiones de la consejería, tales previsiones sólo se han cumplido, más o menos, en un 30%.

De momento, estos datos no parecen alarmar a la consejería, que ha responsabilizado al periodo vacacional de la poca utilización de la línea, según un portavoz del organismo. Esa misma autoridad espera que a partir de ahora la situación varíe. "Y entonces será cuando haya datos más fiables", apunta.

La escasa utilización de la línea en sus primeros seis meses de vida ha destapado las primeras denuncias parlamentarias. Julián Revenga, portavoz socialista de Transportes, ataca a los gestores del PP: "El Gobierno de Alberto Ruiz-Gallardón ha tirado el dinero en una infraestructura, de momento, innecesaria". El diputado socialista evita las polémicas sobre el precio del billete (cuesta 410 pesetas el título sencillo de Arganda a Madrid) a la hora de justificar este bajo índice de utilización porque está convencido de que el precio "es el justo, ateniéndose a los precios de las coronas metropolitanas de transporte, ya que es el mismo que el de los autobuses interurbanos".

Ruiz-Gallardón anunció hace algunos días que las tarifas del metrosur, una línea que unirá las principales localidades del sur, será similar a la del metro de la capital, con lo que se crea un agravio comparativo con los usuarios del metro a Arganda.

Pésima gestión

Revenga entiende que el verdadero problema, a la hora de analizar el uso de línea, está en la "pésima gestión del transporte que está desarrollando Ruiz-Gallardón en el conjunto de la Comunidad". Revenga afirma que no existe un Plan de Transporte Global, ni una encuesta donde los usuarios precisen hacia dónde se desplazan y los medios que tienen para hacerlo. "Por eso se crean infraestructuras que luego dan estos resultados calamitosos".Pedro Diez, alcalde de Arganda, de Nueva Izquierda, cree que el problema principal de la línea radica en sus horarios. Diez afirma que, cerrando el metro a las diez de la noche y con las esperas que la gente hace en las estaciones, "es normal que se decanten por utilizar el autobús". Precisamente, en esta última localidad, el pleno municipal aprobó en su última sesión ordinaria una petición formal a la Comunidad de Madrid para que la línea 9 del metro hasta Arganda tenga los mismos precios y horarios del metro de Madrid. La petición fue aprobada por unanimidad de todos los grupos, incluido el PP. Pedro Diez no entiende cómo el Partido Popular en Arganda del Rey "pide ahora lo que pudo solicitar en su día, cuando gobernaba el municipio".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 13 de octubre de 1999

Más información

  • "Ruiz-Gallardón tira el dinero", dice el PSOE