Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Castelló dice que cambiará la ley de horarios comerciales para satisfacer a los consumidores

El consejero de Industria, Fernando Castelló, anunció ayer en las Cortes Valencianas que modificará las leyes que regulan los horarios comerciales, las cámaras de comercio y la actividad comercial. Castelló, que reconoció que no aplicará una "política absolutamente continuista" al frente de su departamento, argumentó que los cambios en las citadas leyes son necesarios, ya que la legislación requiere acomodarse a "lo que es la norma en la vida cotidiana". El consejero explicó que los cambios legislativos han de tener en cuenta, fundamentalmente, al consumidor.

Las modificaciones serán "objeto de diálogo y de acuerdos entre las diferentes posturas existentes en el sector", dijo el consejero de Industria. Fernando Castelló advirtió, sin embargo, de que no se perderá de vista que "el consumidor es el juez que decide según sus hábitos de compra y modo de vida". Es decir, que es previsible una flexibilización en materia de horarios comerciales para facilitar nuevos hábitos de consumo. En este contexto, el consejero de Industria afirmó que la ley valenciana de Comercio requiere igualmente de modificaciones, ya que tiene 13 años de existencia y "conviene poner al día los preceptos que van a regir el discurrir de la actividad en un periodo temporal bastante amplio". En la actualidad, la Ley de Horarios comerciales permite la apertura un máximo de 8 festivos, una limitación que el PP siempre ha querido ampliar y que durante la legislatura pasada contó con la oposición de Unión Valenciana. Respecto a la regulación de las cámaras de comercio de la Comunidad, el consejero de Industria adelantó que sufrirá algún "retoque puntual" solicitado por las partes afectadas. El retoque puntual al que alude el consejero es, probablemente, la eliminación de las incompatibilidades existentes en la legislación actual que fueron impuestas por Unión Valenciana en la anterior legislatura. Los regionalistas atendieron entonces las peticiones de L"Empresarial, enfrentada entonces a la Confederación Empresarial Valenciana, que solicitaban que se imposibilitase ocupar cargos directivos de manera simultánea en organismos de representación empresarial y en las cámaras de comercio. La discrepancia entre los grandes y los pequeños empresarios ya ha desaparecido, y ahora reclaman que se elimine la incompatibilidad.

La incompatibilidad establecida en la ley obligó a determinados dirigentes empresariales a dejar alguno de sus cargos para no vulnerar la ley. El Partido Popular nunca estuvo a favor de las incompatibilidades establecidas, que temió que fuesen recurridas ante los tribunales.

Por otra parte, el pleno de las Cortes aprobó por unanimidad y a propuesta de EU la creación de una comisión parlamentaria especial destinada a estudiar y prevenir los incendios forestales. Los populares apoyaron la iniciativa pese a que indicaron que no era necesaria. En la misma sesión se aprobó una proposición para que el Consell elabore un plan de espacios turísticos.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 7 de octubre de 1999

Más información

  • La regulación de las cámaras de comercio y la actividad comercial también se modificará