Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Las organizaciones patronales niegan la existencia de presiones a empresarios

La patronal catalana Fomento del Trabajo hizo público ayer un comunicado en el que "suscribe la necesidad de abordar la Ley de Financiación de los partidos políticos", para evitar polémicas como la que se ha originado con la cena de recaudación de fondos celebrada ayer por el candidato socialista a la Presidencia de la Generalitat, Pasqual Maragall. Fomento justificó la presencia de empresarios alegando que éstos, "como cualquier ciudadano, necesitan información de los candidatos políticos que se presentan a las elecciones y de sus programas". Añade el comunicado que los empresarios "asistirían a la cena o convocatoria que celebrase cualquiera de los partidos políticos de nuestro arco parlamentario". Según la patronal catalana, "es importante que los candidatos valoren el papel económico y social de los empresarios y que dediquen esfuerzos a explicar sus programas de interés para las empresas". Fomento recuerda que "hace años, esto no era así, y por tanto pensamos que hemos recuperado una práctica normal en todas las democracias de no excluir ningún sector de la sociedad". El secretario genral de Pimec-Sefes, Bonaventura Batlle, manifestó que no hubo presiones a empresarios desde la oficina de Maragall para que asistieran a la cena. La organización, dijo, no ha recibido ningún tipo de comentario o queja de sus socios. Esta patronal dio libertad a sus socios para que decidieran lo que les pareciera oportuno.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 9 de julio de 1999