Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
CICLISMO Giro de Italia

Llegada masiva y victoria de Guidi

Fabrizio Guidi, del Polti, resolvió al sprint una etapa monótona y aburrida, que el pelotón corrió con la mente en otra parte y que la afición siguió con tristeza, casi con indiferencia. La sombra de Pantani presidió los 142 kilómetros de trayecto entre Boario Terme y Milán, nadie fue capaz de quitársela de encima. Despacio, muy despacio, hasta Milán. Y allí, en el circuito por la ciudad, algún intento de fuga sin fe, condenados al fracaso desde el mismo intento. El Giro estaba destinado a concluir al sprint y así sucedió: la calidad del italiano Fabrizio Guidi decidió, pese a que su compatriota Zanini, otro especialista en llegadas masivas, se lo puso difícil.El Kelme preparó la llegada para Angel Edo, pero el ciclista catalán se quedó demasiado solo en la recta final y acabó sometido por la competencia. Fue el último intento español por hacerse sonar en el Giro. Al final, los logros nacionales se reducen a la victoria del salmantino Roberto Heras en la etapa reina y el triunfo final del Seguros Vitalicios en la clasificación por equipos. El francés Laurent Jalabert, con sus tres triunfos de etapa y su quinto puesto en la clasificación general, consoló al Once.

Por contra, la gran decepción la protagonizó el abulense Jose María Jiménez. De El Chava se esperaba mucho y no se disfrutó nada. El puesto 33º, a más de una hora y cuarto del líder, airean el fracaso. Su equipo, el Banesto, tampoco estuvo a la altura de las circunstancias.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 7 de junio de 1999