Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Las federaciones de kárate y deportes de invierno desviaron dinero público a un campo de regatas

Las federaciones vascas de Deportes de Invierno y Kárate destinaron seis y tres millones, respectivamente, procedentes de la subvención del Gobierno vasco, a obras y compra de mobiliario en el campo de regatas de Legutiano (Alava) y en el centro de perfeccionamiento técnico de Fadura. En el primer caso, las obras fueron realizadas por la empresa del presidente de la Federación Vasca de Deportes de Invierno (FVDI) , Joaquín López Lafitte, según recoge, entre otras irregularidades, el informe del Tribunal Vasco de Cuentas Públicas (TVCP) correspondiente a 1996.

El Tribunal de Cuentas auditó a cinco federaciones deportivas (Baloncesto, Balonmano, Deportes de Invierno, Hípica y Kárate) para analizar los aspectos contables y de cumplimiento de la legalidad. En este segundo capítulo, el TVCP detalla las importantes irregularidades en las federaciones vascas de Deportes de Invierno y Kárate. En el caso de la primera, el tribunal constata en sus conclusiones la no contabilización en la cuenta de Pérdidas y Ganancias de 9,7 millones de pesetas, de los cuales, 5,7 "corresponden a actividades propias del Gobierno vasco: 4,0 millones de pesetas por la colocación de ventanales y puertas en las instalaciones del campo de regatas de Legutiano, instalación que ha sido realizada por una empresa de la que es propietario el presidente de la FVDI" afirma el Tribunal, que datalla también el gasto de 1,2 millones por mobiliario para el Centro de Perfeccionamiento Técnico de Fadura y 0,5 millones para un grupo electrógeno instalado en el mismo centro. La Federación de Kárate, participa también de la misma soprendente utilización de la subvención institucional, con la emisión de tres facturas por importe de 3 millones de pesetas para los mismos centros (mobiliario y material audiovisual en Fadura y obras (sin especificar) en una instalación también tan ajena a su actividad como es el campo de regatas de Legutiano. En este caso se da la particularidad añadida de que una de las tres facturas figura emitida a nombre de la Federación Vasca de Patinaje. El TVCP constata tanto la incorrecta utilización contable como la inadecuación a la legalidad de dichos fondos. La aplicación de estas partidas no responde a los fines de la subvención institucional, ni están realacionadas con la actitividad deportiva afín a las citadas federaciones, y tampoco han sido registradas en el balance contable. Sin embargo, han sido asumidas sin objeciones por el Gobierno vasco. Empresa del presidente En ambos casos sorprende la presencia posterior de la empresa del presidente de la Federación de Deportes de Inverno, Joaquín López Lafitte (representante del PP en la Junta Rectora del Instituto Municipal de Deportes de Bilbao), en la instalación de las ventanas de PVC en el edificio del campo de regatas. Asimismo, el TVCP detecta la no contabilización por la FVDI de dos subvenciones recibidas, por importe de 6,2 millones de pesetas, para un torneo de esquí de fondo y un stage de preparación técnica en Mallorca, y la utilización de 400.00 pesetas de la subvención del Gobierno vasco para un trampolín de salto en la estación de La Molina (Pirineo catalán). En el caso de la Federación de Kárate, el Tribunal no ha encontrado los justificantes (salvo documentos bancarios de salida de fondos) de 800.000 pesetas de gastos de representación del entonces presidente Manuel González Vesga. Ninguna de las dos federaciones incluyen en sus alegaciones al informe del Tribunal explicación algunas sobre las citadas irregularidades. Por el contrario, se centran en otros aspectos más técnicos de las apreciaciones del informe. En este sentido el Tribunal recrimina al Gobierno vasco su actuación negligente en estos casos, así como la no publicación en el BOPV de las subvenciones concedidas (según establece la ley del Parlamento vasco sobre Régimen de Subvenciones y Ayudas) y la falta de comunicación a las federaciones deportivas para su posible recurso. En base al citado informe, el grupo parlamentario socialista solicitará en breve la comparecencia parlamentaria en comisión de la Consejera de Cultura, Mari Carmen Garmendia, que también ostentaba dicho cargo en 1996.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 24 de febrero de 1999

Más información

  • Las obras en las instalaciones de Legutiano las realizó la empresa de uno de los presidentes