Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

El TVM califica de "gran tontería" el informe judicial sobre su dopaje

Las informaciones publicadas en los diarios franceses que aseguran que los corredores del TVM habían consumido todo tipo de sustancias dopantes durante el Tour han sido calificadas por Joost van Mierlo, el abogado del equipo, de "verdad en un 10%" y el resto de "gran tontería". Las afirmaciones se basan en un informe médico con las muestras de orina, cabello y sangre tomadas a los ciclistas en julio.

Van Mierlo, que tiene ya el informe de 200 páginas en su poder, ha asegurado que "sólo en una pequeña minoría" de los 12 ciclistas que fueron sometidos a pruebas tras la redada de la policía francesa en el hotel donde se alojaban, se ha podido confirmar el consumo de EPO. El letrado ha reconocido que uno de los corredores estaba bajo los efectos de anfetaminas y otro había fumado cannabis, aunque no ha querido dar nombres. "¿Pero qué tiene que ver eso con el uso de sustancias prohibidas por todo un equipo? El grupo no es responsable de lo que un corredor hace en su tiempo libre", ha dicho, a la vez que negaba categóricamente que se hubiera consumido anabolizantes.Sobre las informaciones de que los médicos habían detectado también en varios corredores corticoides, Van Mierlo no ha sido muy claro. "Hasta ahora no se ha podido demostrar que se trate de corticoides administrados externamente. Todos tenemos en el cuerpo sustancias que los producen de forma natural en caso de infección". La UCI permite el consumo de corticoides siempre que su vía de administración sea tópica (pomadas o lociones) o intraarticular, es decir, las típicas infiltraciones a que son sometidos los deportistas lesionados.

El abogado ha declarado que está satisfecho con el resultado de la investigación médica porque no se puede demostrar que existiera un plan orquestado de administración de sustancias prohibidas. A su juicio si ha habido consumo de algunas drogas, fue de forma aislada e individual, no parte de una política del grupo, como asegura la justicia francesa. La ley penal francesa de represión del dopaje no contempla castigo para los consumidores, sino para los proveedores o los incitadores al consumo de sustancias prohibidas.

Por otro lado, la revista especializada Wieler Revue ha comenzado una acción de protesta por la actitud mostrada desde el principio por la justicia francesa, que mientras se ha realizado la instrucción ha mantenido encerrado al director del equipo Cees Priem y al médico Andrei Mijailov. La revista semanal salió ayer a la calle con una tarjeta postal que muestra una fotografía de una persona entre rejas y la leyenda en francés "Je suis faché" (estoy enfadado). La publicación pide a todos sus lectores que dirijan sin más la tarjeta a la embajada francesa en La Haya. Alguno grandes nombres de la historia del ciclismo francés han anunciado ya su apoyo a la acción. La dirección de la revista espera ejercer alguna presión. El primer ministro Wim Kok también aprovechó recientemente una visita de su homólogo francés Jospin para tratar de lograr la liberación de ambos holandeses, ya que no existen cargos concretos, pero no obtuvo ningún resultado.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 12 de noviembre de 1998

Más información

  • El abogado admite el uso de anfetaminas "en el tiempo libre"