Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los holandeses se incorporan a la concentración del Barcelona

Zenden fue el primero en aparecer por la terminal internacional de llegadas del aeropuerto de Manchester, procedente de Amsterdam. Media hora más tarde lo hicieron Cocu, Giovanni, Reiziger y Hesp, desde Barcelona. Ya sólo falta Rivaldo para que la plantilla del Barça esté con todas sus estrellas en la concentración de Inglaterra.El brasileño tiene prevista su incorporación esta noche. Louis van Gaal ya puede comenzar a perfilar su particular academicismo, esa vieja escuela del fútbol holandés del buen trato al balón, la paciencia, el predominio de los jugadores con talento, la convicción.

Se terminaron las vacaciones y el dibujo del Barça holandés está en marcha. La llegada al hotel azulgrana en Mottram de los mundialistas holandeses representa el punto de partida para diseñar sobre el campo el borrador táctico del bloc de notas de Van Gaal. Las piezas ya están disponibles para el ajuste de la máquina. Zenden y Cocu, los únicos fichajes por el momento, conocieron ayer a los que serán sus compañeros. El PSV Eindhoven, su anterior club, es historia. Llegan con ánimos a la nueva aventura, dejando atrás la resaca del Mundial.

Año complicado

"Estoy recuperado del Mundial", apostilló Zenden con su notable castellano. "Llego al Barça para trabajar fuerte, sin nervios por la presión que representa jugar en el Camp Nou y en la Liga española". Cocu espera debutar con la camiseta azulgrana lo antes posible. "Quiero jugar y no temo la presión", señaló. "Soy consciente de que me espera un año complicado por la competencia que existe en el Barça. Pero no por ser holandés tendré más presión que otros extranjeros".Zenden llega para ocupar la banda izquierda en el ataque, posición que cubrió el pasado año Rivaldo. "Es mi posición favorita", indicó ayer. La polivalencia de Cocu, otro zurdo, ofrecerá a Van Gaal la posibilidad de utilizar al jugador como centrocampista, lateral, interior o incluso central.

Cocu y Zenden tuvieron a Hesp y Reiziger -Bogarde está lesionado- como anfitriones en la presentación a la plantilla azulgrana. El guardameta es consciente del nivel de exigencia en su segundo año como azulgrana. No teme la advertencia de Vítor Baía, dispuesto a recuperar su condición de número uno: "Estoy acostumbrado a la presión desde que estoy en el Barça. Me voy a exigir aún más". Reiziger, mientras, descartó ser el único candidato para ocupar el lateral derecho: "No tengo la plaza asegurada. Okunowo y Ferrón son dos serios aspirantes al puesto". Giovanni, mientras tanto, comienza su tercer curso en el Barça con una apuesta clara: "Vengo a superar mi actuación de la anterior temporada". El brasileño aseguró haber olvidado su ostracismo en el Mundial -"la selección está olvidada"- y proclamó: "Sólo pienso en el Barça".

El Espanyol, por su parte, perdió por 2-0 con el Everton y empató a cero con el Standard de Lieja, en torneo 3x1 organizado con motivo del centenario del club belga.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 3 de agosto de 1998