"De la selección opina todo el mundo, artistas, políticos..."

Por si les faltaba un dato para estar convencidos de que son los malqueridos, los jugadores de la selección se desayunaron el domingo con las declaraciones críticas del presidente del Gobierno, José María Aznar, quien les tachaba de prepotentes. "De la selección opinan todos, artistas, toreros, políticos", fue la respuesta de Cañizares. "Que opinen lo que quieran, esto es un país libre", añadió el nuevo portero del Valencia. "No tengo ningún problema con lo que se diga. Tampoco vamos a ir diciendo todo el tiempo lo que nos gusta y lo que no". Encerrados en su hotel, a los jugadores les llega una imagen, a través de la prensa, de lo que ocurre en España que les ha roto los esquemas. Su reacción instintiva, la que están siguiendo, es la de sentirse mártires e incomprendidos.Aguilera, otro de los que habló ayer, también hizo su reflexión sobre las palabras de Aznar en tono dolido. "Nos estamos acostumbrando a estar un poco solos, pero nadie nos va a quitar las esperanzas", dijo el lateral del Atlético. La reacción de Alkorta fue la más cáustico-irónica. "Está claro que mucha gente se está sintiendo decepcionada", dijo. "Hasta Aznar se puede sentir afectado, digo afectado entre comillas porque no creo que lo esté".

Más información

* Este artículo apareció en la edición impresa del 0022, 22 de junio de 1998.

Lo más visto en...

Top 50