Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Todos los diputados socialistas y de EU-EV se inscribirán para estudiar los contratos de Canal 9

Los grupos parlamentarios socialista y de Esquerra Unida-Els Verds acordaron ayer que inscribirán a todos sus diputados (32 + 7) para que analicen la documentación de Canal 9 presentada por el Consell a las Cortes. Con esta medida, la izquierda pretende evitar la posibilidad de que el PP pueda impulsar, a través de terceros, la presentación de una querella contra un parlamentario concreto en caso de que se reproduzca en los medios de comunicación alguno de los contratos. Por otra parte, PSPV y EU acordaron ayer que no asistirán hoy al inventario de la documentación.

Los informes jurídicos presentados por el Consell (dos de la Generalitat y uno de Ràdio Televisió Valenciana), en los que se advierte a las Cortes de la posibilidad de que haya terceros que inicien acciones jurídicas si se reproducen los contratos de Canal 9 entregados a la Cámara, ha generado un efecto no esperado. Unión Valenciana pasó el pasado miércoles la patata caliente a una comisión parlamentaria en la que los diputados podrán consultar la documentación bajo presencia de un letrado. Ayer, la oposición marcó su propia estrategia para evitar la presentación de una querella. Socialistas y EU-EV acreditarán a todos su diputados para que desfilen por la comisión y pidan consultar la distinta documentación. El objetivo es que si alguien pretende querellarse contra los parlamentarios no tenga más remedio, al final, que hacerlo contra los 39, a los que previsiblemente acabarán sumándose también los tres de Nova Esquerra y unos pocos más del PP y Unión Valenciana. "Todos los diputados de Esquerra Unida y del Grupo Socialista estarán en la relación de diputados observadores y si hay filtraciones seremos responsables todos", explicó la portavoz de EU-EV, Glòria Marcos. La socialista Begoña Gómez Marco argumentó: "Las demandas [judiciales] del Partido Popular ya están preparadas y no vamos a permitir que se primen los intereres empresariales por encima de los derechos de todos los valencianos". Ambos grupos parlamentarios acordaron igualmente no participar en el desprecintado de las cajas de documentos de Canal 9, previsto para hoy a mediodía. "Vamos a romper el ritual que el Consell quiere imponer para conculcar el derecho de los diputados y las diputadas", dijo Marcos, que calificó de "payasada" las reglas con las que los parlamentarios podrán consultar los contratos. "Cuando veamos la relación de documentos [entregados por el consejero de Presidencia, José Joaquín Ripoll a las Cortes] pediremos que nos los envíen todos", adelantó Glòria Marcos. Además, los dos grupos parlamentarios decidieron que solicitarán una ampliación del plazo de los trabajos de la comisión que estudiará los contratos, que inicialmente concluye el 11 de junio. "Es inconcebible que exista una fecha que marca hasta cuándo se pueden ver los contratos", dijo Gómez Marco. En similar sentido se expresó la portavoz de EU-EV, que afirmó: "No vamos a aceptar que el Consell dé por cerrado este asunto dentro de dos semanas". Desde la oposición se insiste en que no es normal que el Consell ponga tantas dificultades para que los parlamentarios accedan a los contratos de Canal 9 con empresas privadas firmados durante la etapa en que Jesús Sánchez Carrascosa, ex jefe de gabinete del presidente de la Generalitat, Eduardo Zaplana, fue director de la televisión autonómica. La oposición considera que existe relación entre la gestión de Sánchez Carrascosa y el entramado de empresas del sector audiovisual con las que ha mantenido o mantiene algún tipo de relación. Durante el periodo de Sánchez Carrascosa, Canal 9 generó un déficit superior a los 8.000 millones de pesetas.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 22 de mayo de 1998

Más información

  • La oposición no asistirá hoy al inventario de la documentación presentada por el Consell