GENTE

PERSONAJE DE CINE

La historia reciente que rodea al que fuera durante casi 14 años director general de la Caja de Ahorros de Segovia Carlos Rojo del Amo bien podía ser argumento para un guión cinematográfico. Tras estar considerado como una de las personas con más poder en la provincia segoviana, pues dirigía la entidad financiera más importante, Rojo fue despedido por un acuerdo del consejo de administración el 16 de abril de 1993, recibiendo una indemnización por unos 280 millones de pesetas, antes de impuestos. Luego, como cualquier desempleado, se apuntó al paro y llegó a cobrar 405.000 pesetas, de las mensualidades de mayo, junio y julio de 1993, que ingresó como donación en una cuenta de Cáritas. Pero a Rojo le llegaron también las horas bajas, ya que esta semana ha pasado una noche en los calabozos de la Guardia Civil de Segovia, tras ser acusado de agredir, presuntamente, a un agente de tráfico que le había pedido la documentación del vehículo en un control rutinario, y ser detenido más tarde por la dotación de otro vehículo policial después de haberse marchado dejando plantada a la pareja de agentes. Tras declarar en el juzgado, Rojo fue puesto en libertad sin fianza, pendiente de juicio, que, sin duda, aportará más datos al desenlace de esta historia real.-

* Este artículo apareció en la edición impresa del viernes, 19 de diciembre de 1997.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50