Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Almunia encarga a Ciscar que ponga fin de inmediato a la crisis del PSOE valenciano

Joaquín Almunia, secretario general del PSOE, ha decidido intervenir directamente en la crisis que sufre la federación valencia na del partido. Almunia ha solicitado "personalmente" a Cipriá Ciscar, su secretario de organización, que se desplace a Valencia hoy para "poner fin, ya" a la división en la organización, donde se ha consumado una rebelión contra el secretario general, Joan Romero, elegido hace menos de cuatro meses. Ciscar mantendrá hoy sendas reuniones con los secretarios comarcales y la comisión ejecutiva del PSPV (Partido Socialista del País Valenciano) en Valencia para comunicar la decisión del secretario federal y buscar una salida a la situación.

El congreso del PSPV celebrado en julio pasado elevó a Romero a la secretaría general de los socialistas valencianos por sólo tres votos de diferencia y desplazó la responsabilidad de la organización a un aparato que Joan Lerma había consolidado a lo largo de 18 años.Almunia compareció ayer ante los periodistas para comentar la sentencia del caso Filesa y quiso eludir las declaraciones sobre la situación interna de la federación valenciana. Pero ante las acusaciones de implicación de Lerma y Ciscar, ambos miembros de la ejecutiva federal del PSOE, en la rebelión interna en el seno del PSPV, Almunia comentó malhumorado: "El señor Ciscar está interviniendo porque yo se lo he pedido personalmente. Ciscar es secretario de organización del PSOE y tiene la instrucción de poner fin a la crisis. Mi única instrucción es que ésta acabe ya".

89 sobre 147

Ciscar y Romero se reunieron ayer por la mañana en Madrid. El secretario de organización transmitió a Romero las instrucciones que ha recibido: acabar cuanto antes el conflicto y ajustarse escrupulosamente a los estatutos de la organización. Ciscar comentó ayer que la reunión del comité nacional, máximo órgano entre congresos, que debe debatir la moción de censura contra Romero, se reunirá "pronto". El secretario de organización del PSOE no quiso precisar si la reunión se celebrará el próximo domingo como solicitaban los firmantes de la iniciativa contra Romero, pero insistió en la celeridad que Almunia quiere imprimir a la resolución del conflicto abierto en la segunda federación del partido por número de militantes.El comité nacional todavía no se ha constituido formalmente, pero el sector lermista de la organización se apresuró a presentar el lunes la moción contra Romero avalada por 89 firmas sobre un total de 147 miembros. La iniciativa fue presentada por nueve secretarios comarcales. La ejecutiva del PSPV intentó aplazar la celebración de la reunión hasta el 22 de noviembre, según lo previsto inicialmente, cuando se diseñó el calendario de congresos comarcales. La razón esgrimida era la necesidad de proceder a un amplio debate en el seno de la organización para que toda la militancia conociera las razones de una iniciativa calificada como "insólita". Romero confiaba en recuperar algunos apoyos entre los firmantes de la moción y poder defender su propia posición al respecto.

Doce secretarios comarcales y representantes de otras 12 comarcas fieles a Romero se reunieron ayer en Valencia y elaboraron un documento de réplica a la moción contra el secretario general. Su intención es conseguir que al menos 60 alcaldes - de ciudades medias gobernadas por los socialistas se adhieran al texto.

El resultado de la moción de censura es incierto puesto que el voto es secreto y los romeristas aseguran que muchos firmantes han sido presionados. Pero si prospera, Ciscar tendrá la responsabilidad de constituir una gestora que asuma las riendas de la organización hasta la celebración de un próximo congreso extraordinario.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 29 de octubre de 1997

Más información

  • La moción de censura contra el secretario general del PSPV se debatirá "pronto"