Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
FÚTBOL 40ª JORNADA DE LIGA

El Valencia intenta mantener la presión sobre el líder

Sevilla y Valencia son el haz y en el envés de la Liga. El primero busca un atajo para cerrar un sufrido campeonato, el segundo, estirar la Liga hasta su último estertor. El Sánchez Pizjuán (19.00 horas) es el escenario del cruce de caminos. No habrá sentencia para ninguno si el equipo de Luis Aragonés se embolsa el botín. La Liga proseguirá su curso caudaloso derramando emociones y presión para el Atlético, al menos un domingo más. Pero un triunfo sevillista será el adiós al título para los valencianos.Con este cuerpo tan bien entallado se presenta el choque, el de la despedida del mago de Osyek, Davor Suker, que pone hoy el epílogo a cinco temporadas como sevillista. El croata disputa su último encuentro como local (cuando vuelva a pisar el Sánchez Pizjuán lo hará como visitante) y espera encender la traca final ante un equipo, el Valencia, que persiguió su contratación con ahínco, algo que Suker siempre ha agradecido: "Quiero dar las gracias al Valencia por haber demostrado tanto interés por mí", declaró el delantero cuando se consumó su futuro madridista.

Espárrago no hizo aspavientos al referirse al rival. Sin embargo, para el técnico uruguayo se trata del mejor equipo del país, el más completo y compensado.Su relato de ayer verso sobre las opciones del Sevilla. Fue cauteloso: "No quiero prisas, siempre son malas consejeras. Mis jugadores deben estar atentos y en tensión porque el adversario es difícil y vendrá decidido a seguir sumando para no perder el campeonato".

Cuatro campañas consecutivas sin perder en la capital andaluza permiten al Valencia cargarse de optimismo. Otros datos favorables son el saludable aspecto de la plantilla durante las últimas jornadas (tan sólo arrastra la lesión de Gálvez), así como el conocimiento del rival del técnico valencianista. Aragonés sigue convencido de que depende de sí mismo, de la capacidad de su equipo para arrancar los nueve puntos en disputa, pues considera que el Atlético perderá al menos cinco puntos por el camino. "Y no es que sea pitoniso, pero esto es lo que creo".

Alineaciones

Sevilla: Monchi; Prieto, Diego, Martagón; Míchel, Rafa Paz, Pineda, Marcos, Jiménez; Moya y Suker.

Valencia: Zubizarreta; Otero, Engonga, Camarasa; Mendieta, Mazinho, Poyatos, Sietes; Fernando; Mijatovic y Viola.

Árbitro: lturralde González.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 12 de mayo de 1996