Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

A Ángel Edo le falló el coche escoba

Angel Edo, del Kelme, es el único sprinter español en el Tour. Pero su suerte se ha acabado tras llegar fuera de control en la etapa de Alpe d'Huez. Edo decidió no ir en el autobús y se quedó solo por delante del coche escoba. En tan curiosa compañía corrió buena parte de la etapa, pero le fallaron los cálculos: por dos minutos. Edo llegó fuera de control.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 14 de julio de 1995