Amnistía declara preso de conciencia a un objetor recluido en Alcalá de Henares

Amnistía, Internacional (Al) ha decidido acoger como preso de conciencia a Carmelo Sainz Díez, de 20 años, objetor de conciencia que se negó a seguir cumpliendo el servicio militar cuando llevaba casi tres meses incorporado a filas. Desde el pasado 23 de febrero, Sainz está recluido en la prisión militar de Alcalá de Henares.

La declaración oficial de Al, recibida el pasado martes por Juan Carlos Rois, abogado de Carmelo Sainz, señala que el derecho a la libertad de conciencia permite a una persona negarse a tomar las armas no sólo antes, sino también durante la prestación del servicio militar. Sainz lleva más de dos meses incomunicado, y ha permanecido en su celda en ropa interior, por negarse a vestir ropa militar, hasta hace poco, aseguró Rois. En la tarde del miércoles, varios parlamentarios, en representación del PNV, EE, EA e Izquierda Unida, visitaron al objetor en la prisión.

Con la declaración de Sainz como preso de conciencia, son ya cuatro los objetores sobrevenidos -que ya estaban en la milí cuando objetaron- reconocidos como tales por Amnistía Internacional.

* Este artículo apareció en la edición impresa del jueves, 24 de mayo de 1990.

Lo más visto en...

Top 50