Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El festival de Eurovisión se celebra esta noche en Zagreb

Azúcar Moreno, pareja que representará a España en la 35ª edición del festival de Eurovisión serán las primeras en salir al escenario de un pequeño local de Zagreb, en Yugoslavia, país donde este año tiene lugar el espectáculo. Encarna yToñi Salazar, hermanas del conocido grupo Los Chunguitos, interpretarán el tema Bandido, de José Luis Abel, Raúl Orellana y Jaime Stinus. En el festival, que será retransmitido a partir de las 22.30 por la segunda cadena de TVE, participan representantes de 22 países que intentarán lograr el primer premio.Estas jóvenes extremeñas, afincadas en Madrid, que comenzaron su carrera profesional a los 11 años en compañía de sus hermanos y grabaron su primer álbum, Con la miel en los labios, en 1985, esperan conseguir con su presencia en el festival que se abra la puerta del mercado discográfico europeo.

La mezcla de flamenco-rock que Azúcar Moreno introduce en sus canciones se verá acompañada del vestuario, que ha costado casi un millón de pesetas, diseñado por el modisto valenciano Montesinos Alama, que, continuando con su línea española, ha confeccionado dos trajes cortos de gasa de seda roja con estampados de lunares que unos flecos de seda alargan hasta los tobillos. La forma, ceñida, el escote con una sola manga y el acompañamiento de un bello mantón de Manila será la imagen que hoy nos ofrecerán Encarna y Toñi.

Montesinos comentó ayer: La primera idea era más gitana y auténtica porque no se trataba de un vestido sino de una mantón". "Las cosas descafeinadas no me terminan de agradar, aunque reconozco que son más comerciales", dijo, refiriéndose tanto a la canción como a la ropa. "Me gusta jugar con las hondas raíces españolas y sacar provecho de ellas", señaló. Los zapatos que lucirán Azúcar Moreno, que calzan un nueve, han sido realizados en el pueblo alicantino de Elda y son de color negro porque "no les gustó tanto rojo". explicó Montesinos.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 5 de mayo de 1990