Orden de busca para los jefes de la Caja de Crédito Andaluza

El juez titular del Juzgado de Instrucción número 6 de Granada, Antonio Mascaró, ha ordenado la busca y captura de José Antonio García Abrahim y Francisco Cubillos López por considerarlos principales responsables de la Caja de Crédito Andaluza, entidad financiera cuyos responsables intermedios se encuentran procesados por un delito de estafa.

La policía mallorquina detuvo el martes en la capital balear, por orden de Mascaró, a otro presunto implicado, Rogelio Galván, que será trasladado a Granada para declarar.

La Caja de Crédito Andaluza y la Previsora Andaluza, desmanteladas por la policía en octubre pasado, realizaron durante varios meses una labor de captación de recursos ajenos a cambio de una alta rentabilidad a través de un fondo de pensiones y premios en metálico. Las denuncias de los afectados en varias provincias andaluzas destaparon las irregularidades de estas entidades, a las que se considera responsables de una estafa continuada que podría superar los 2.000 millones.

El sumario abierto en el juzgado de Granada recoge la detención de 15 directivos, de los que todos, salvo dos, han quedado en libertad provisional. Las diligencias serán remitidas a la Audiencia Nacional.

Fuentes cercanas a la investigación han indicado que Juan Antonio García Abrahim, de etnia judía, ha sido expulsado de varios países.

En cuanto a Francisco Cubillos López, fue la persona que se desplazó a Jaén recientemente para adquirir a la empresa Hijos de Andrés Molina una partida de 44.000 quesos, valorados en 20 millones, para cuyo pago entregó una letra avalada por la Caja de Crédito Andaluza. Cubillos fue denunciado al descubrirse que la letra no tenía un respaldo real.

* Este artículo apareció en la edición impresa del miércoles, 06 de diciembre de 1989.

Lo más visto en...

Top 50