Maleeva, rival de Arantxa Sánchez en el Masters

La alemana occidental Steffi Graf, que ganó a la checoslovaca Jana Novotna por 6-3 y 6-4, y la búlgara Manuela Maleeva, que venció a la australiana de origen checo Hana Mandlikova por 6-1 y 6-1, completaron ayer el cupo de cuartofinalistas del Masters femenino de tenis, que se disputa en el Madison Square Garden, de Nueva York.

Los emparejamientos en esta nueva eliminatoria serán los siguientes: Graf (1º cabeza de serie)-Helena Sukova (Checoslovaquia, 7º), Gabriela Sabatini (Argentina, 3º)-Zina Garrison (Estados Unidos, 5º Arantxa Sánchez Vicario (4º)-Maleeva (8º la próxima madrugada, y Martina Navratilova (EE UU, 2º)-Mónica Seles (Yugoslavia, 6º).El duelo entre las dos líderes de las familias más poderosas del tenis mundial quedó definido con la victoria de Maleeva sobre Mandlikova en apenas 43 minutos. Bulgaria, que alineó en la última Copa Federación a Manuela, Katerina y Magdalena Maleeva, más su madre, Yulia Berberian, como capitana y jugadora, vive con ellas algo similar a lo de España con los Sánchez Vicario. Manuela se enfrentará ahora precisamente a Arantxa. Pese a que la jerarquía familiar del tenis acostumbra a estar marcada por la ley de la edad -Katerina nunca ha ganado a Manuela, mayor que ella, como Javier no ha derrotado a Emilio, mayor que él-, Arantxa partirá como favorita.

Arantxa no pudo sacar conclusiones sobre la forma de Maleeva, ya que sólo se entrenó ante Mandlikova. "Hana ha estado fatal. Pero, con todo, es mejor jugar contra Manuela, más previsible", dijo el chileno Juan Núñez, el preparador de Arantxa, que añadió: "Hoy estudiaremos la táctica". Maleeva manifestó: "Nunca jugué contra Arantxa y estoy deseando hacerlo. Para mí, es mejor esta superficie que la tierra batida. Pero ella ha de jugar bien en todas".

En cuestión de sorpresas, la tercera jornada también vivió las sonrisas de Graf tras ganar un partido de primera ronda y el hecho de que éste superara en 25 minutos la barrera de la hora, algo inusual en ella. "No pensaba que tuviera fuerzas para saltar a la pista [renqueante de una lesión de tobillo]", confesó.

* Este artículo apareció en la edición impresa del jueves, 16 de noviembre de 1989.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50