Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Las compañías de vuelos 'charter" prevén unas pérdidas de 2,5 millones de pesetas por cada avión retrasado

La convocatorla oficial de huelga por parte de los controladores ha provocado las primeras reacciones entre las compañías de vuelos charter y el sector de la hostelería, que estudian medidas para paliar en lo posible el colapso del fin de vacaciones. Las compañías aéreas de vuelos charter han decidido alterar, con adelantos o retrasos, los vuelos previstos para los días 27 y 30 de agosto y 3 de septiembre, para no coincidir con la huelga, y estiman en unos 2,5 millones de pesetas las pérdidas que sufrirán por cada vuelo retrasado.Iberia, por su parte, optará posiblemente por esperar a dos días antes de la huelga para hacer públi.ca la lista de vuelos suspendidos, conociendo ya los servicios mínimos. El número total de vuelos que resultarán aféctados dependerá de los servicios rnínimos que decrete Aviación Civil. "Teóricamente", explicó ayer un portavoz de los controladores, "deben llamarnos para negociarlos, pero se trata de una consulta protocolaria". Ante este: hecho, los controladores no quieren adelantar cuántos vuelos podrían ser cancelados o sufrir retrasos.

Vuelos afectados

En principio, el total de vuelos aféctados el día 27 será de 360 eri Barcelona (180 llegadas y 180 salidas) y de 580 en Palma de Mallorca (300 llegadas y 280 salidas), lo que, a una media de 150 pasajeros por vuelo, da un total de 54.000 viajeros directamente afectados en sólo dos aeropuertos.Las compañias de charter iniciarán hoy contactos con los operadores turísticos que contrataron sus vuelos, con el fin de alterar la programación prevista para los días de huelga. Estas empresas, varias de ellas aparecidas en el último año, intentarán de este modo evitar el mayor número posible de cancelaciones, debido a las fuertes pérdidas económicas que ello comportaría. Según Antonio Bibiloni, presidente de la compañía Universair, se estima que los retrasos que se produzcan durante la huelga supondrán unas pérdidas económicas de 2,5 millones de pesetas por avión, como promedio.

El sector turístico de Baleares y el Gobierno autonómico han anunciado también que tomarán medidas coordinadas para afrontar la huelga, que según fuentes hoteleras afectará en las islas a más de 300.000 turistas.

Por otra parte, Redwing Holidays, el cuarto grupo británico de operadores turísticos, ha anunciado su intención de indemnizar a los pasajeros que sufran retrasos de más de 12 horas con un total de 100 libras (unas 20.000 pesetas), a partir del próximo verano, según informó The Financial Times.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 17 de agosto de 1988