ANTE 31º CONGRESO DEL PSOE

Dimite el secretario socialista de Toledo ante el acoso de un sector del partido

La división interna en que se encuentra desde hace meses el PSOE de Toledo ante la existencia de dos corrientes enfrentadas ha cristalizado en la dimisión, un día antes del congreso federal, del secretario general socialista de esta provincia, Jesús Fuentes Lázaro, para forzar la convocatoria de un congreso extraordinario, fijado ya para el 21 de febrero próximo. "Dimito como protesta personal a la presión a que está siendo sometida la organización del partido en la provincia", declaró el propio Fuentes durante el anuncio público de su decisión. El detonante de la crisis ha sido la impugnación del congreso ordinario que el dimitido había convocado para febrero, por parte de cinco miembros de la ejecutiva agrupados en tomo al consejero Hernández Moltó.Jesús Fuentes, que encabeza la llamada línea oficial, dijo no sentirse capaz de ser el secretano general de una ejecutiva absolutamente dividida "y que además me impugna un congreso", para afirmar seguidamente que no se trata de una "jugada política" para cerrar el censo y asegurarse la secretaría general, como apuntan fuentes próximas al sector de Moltó.

Más información

En cuanto a las denunciadas "presiones políticas de una consejería" que se negó a precisar, Fuentes aludía directamente al departamento de Economía y Hacienda del Gobierno autónomo, que dirije Juan Pedro Hernández Moltó, quien con una lista encabezada por él mismo obtuvo cuatro de los 15 delegados de la provincia al congreso federal. Jesús Fuentes, que aseguró estar tan dispuesto a presentarse a la reelección como a no hacerlo, cree prematuro hablar de consensos de cara a los congresos extraordinario de febrero o al regional previsto para abril.

* Este artículo apareció en la edición impresa del jueves, 21 de enero de 1988.

Archivado En:

Te puede interesar

EmagisterCursos Recomendados

Lo más visto en...

Top 50