Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La policía francesa asesta un duro golpe a ETA con la detención de su dirigente 'Santi Potros'

La policía española confía en dar un duro golpe a la estructura de ETA Militar merced al material incautado a Santiago Arrospide Sarasola, Santi Potros, tras su detención ayer en la localidad vasca francesa de Anglet. Arrospide, que está considerado jefe de los comandos ilegales de la organización terrorista, tenía en su domicilio cerca de 80 millones de pesetas en divisas de varios países y unos 15 kilos de documentación sobre las actividades de ETA. La policía francesa puso a disposición de funcionarios españoles los informes intervenidos. Paralelamente, en Madrid se registraron ayer dos explosiones, atribuidas inicialmente a la extrema derecha, provocadas mientras estaban siendo juzgados en la Audiencia Nacional los miembros del comando Madrid.

Santi Potros fue detenido a las 7.30 en Anglet, cuando se encontraba en un chalé propiedad de Joseph Xabier Guimont -considerado próximo a Iparretarrak-, que también fue detenido, al igual que su esposa. El Gobierno español considera que el dirigente etarra, que tenía estatuto de refugiado político, no será entregado por Francia, sino que, muy probablemente, será juzgado en el país vecino por tenencia ilícita de armas y, quizá, por pertenencia a una asociación de malhechores. Sólo una hora después de la detención de Arrospide, la policía española fue alertada de lo ocurrido. A las diez de la mañana llegó a Bayona el primer agente español encargado de obtener la mayor información posible sobre la documentación intervenida a Santi Potros. Dos horas más tarde llegaron a Bayona, adonde ftie conducido el detenido, tres mandos de la Guardia Civil y dos del Cuerpo Nacional de Policía.La policía española considera la detención de Arrospide más importante que la operación realizada en la empresa Sokoa'donde también ftie intervenida numerosa documentación y armamento pertenecientes a ETA.

Según fuentes policiales, entre el material intervenido ayer había piezas para la fabricación de artefactos explosivos, un scanner y abundante información sobre los comandos de ETA y sus actividades, especialmente en Madrid.

La policía francesa decidió la detención del dirigente de ETA tras recibir información confidencial según la cual en el chalé propiedad de Joseph Xabier Guimont se encontraba un dirigente terrorista, que podía ser precisamente el líder de Iparretarrak, Philipe Bidart, acusado de los asesinatos de cuatro agentes.

Horas más tarde, los agentes franceses localizaron en Saint Peé-sur-Nivelle, cerca de Bayona, una casa que era utilizada como centro logístico de ETA. En esta vivienda fue detenido José Ignacio Picabea, que resultó herido, mientras otros dos presuntos terroristas lograron huir. Picabea huyó el 7 de julio de 1985 de la cárcel de Martutene, de San Sebastián, escondido, al parecer, en los aparatos de megafonía que utilizó el cantante Imanol durante una actuación en ese centro.

Páginas 13 a 16 Editorial en la página 10

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 1 de octubre de 1987

Más información

  • Dos explosiones se registraron durante el juicio a miembros del 'comando Madrid'