Destituido un alto jefe policial por convocar a la Prensa sin autorización de sus mandos

El teniente coronel Francesc Casanovas, jefe regional de Seguridad Ciudadana y máximo responsable de toda la policía uniformada de Cataluña, fue cesado ayer en sus funciones por haber convocado una conferencia de prensa sin la autorización de sus mandos. El policía reunió a un grupo de periodistas para defender su honor y salir al paso de las acusaciones vertidas por el Sindicato Unificado de Policía (SUP), que le considera responsable de unas vigilancias irregulares efectuadas por funcionarios del cuerpo durante el pasado mes de junio.

El cese fue confirmado a este diario por el propio Francesc Casanovas, quien se negó a hacer ninguna valoración para no "complicar aún más la situación". El teniente coronel manifestó, sin embargo, que acataría la decisión y que no recurriría contra ella. A partir de este instante, Francesc Casanovas se encuentra en situación de excedente y a la espera de un nuevo destino.El propio jefe superior de la policía de Barcelona, Enrique de Federico, había solicitado ayer al director general de la Policía, José María Rodríguez Colorado, el cese de su subordinado, alegando como único motivo el haber convocado sin su consentimiento una conferencia de Prensa en una horchatería de Barcelona. La propuesta de De Federico fue inmediatamente aceptada y comunicada al afectado.

En medios oficiales se lamentaba ayer el cese del teniente coronel Francesc Casanovas, ya que se le considera un excelente profesional y se le auguraba una brillante carrera policial en Cataluña. Sin embargo, las citadas fuentes consideran lógica la decisión de Enrique de Federico y de Rodríguez Colorado, ya que en su opinión la falta de Casanovas era grave porque había quebrantado la disciplina.

[Un portavoz del comité provincial de Barcelona del SUP valoró "positivamente" el cese de Casanovas y señaló que el sindicato "espera que ahora se afronte la necesaria reestructuración de la Brigada a fin de evitar las graves irregularidades que se venían produciendo", informa Europa Press].

Francesc Casanov as convocó a los periodistas el pasado jueves en una horchatería, después de intentar vanamente que la Jefatura Superior de Policía saliera oficialmente en su defensa y desmintiera las acusaciones vertidas contra él por el SUP. Ante una situación que consideraba de práctica indefensión, Francesc Casanovas decidió reunirse personalmente con los periodistas y dar su versión sobre las custodias presuntamente ilegales.

En el transcurso de su reunión con los informadores, Francesc Casanovas se lamentó de las acusaciones del sindicato y de que sus jefes no le defendieran. El policía dijo que no descartaba que le fuese abierto un expediente.

Francesc Casanovas, de 51 años y natural de Lérida, cursó su carrera militar en la Academia General de Zaragoza. En medios políticos se le ha considerado siempre como un hombre abierto y de firmes y profundas convicciones democráticas.

Incidente de La Coruña[Por otra parte, el secretario general del Sindicato de Comisarios de Policía, Ramón Ferriz, manifestó ayer, en relación con la destitución de mandos policiales por el zarandeo al vicepresidente del Gobierno, Alfonso Guerrra, en La Coruña, que su sindicato lamenta que no se actúe con la misma celeridad a la hora de destituir a responsables políticos.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS