GENTE

Romina Power y Al Bano

van a ser padres por cuarta vez, pese a los riesgos que esperan superar. La cantante italiana de largo cabello y espesas cejas ha declarado que ya sabía que un nuevo embarazo puede acarrearle serios problemas de salud, a la vista de lo sucedido con su tercer hijo. Pero ha añadido que tanto ella como su marido siguen a rajatabla las enseñanzas del Papa y que por ello están dispuestos "a cualquier sacrificio". "Cueste lo que cueste, mi hijo nacerá", ha proclamado la valerosa cantante. Romina confía en que "el Señor me ayudará al máximo", y aclara que su radical oposición al aborto viene de su amor por la vida: "Soy de las que se paran por la calle para salvar gatos y perros vagabundos. Y en el invierno me preocupo de dar de comer a los pajarillos y luchar contra la caza, así que no puedo pensar en rechazar una vida a la que yo misma he dado origen". La dichosa pareja ha señalado que tanto da el sexo del bebé, pero sí les ilusionaría que naciera el 18 o el 20 de mayo. "La primera fecha es el cumpleaños del Papa. La segunda, el de mi marido", aclaró.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción