Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Encierro de trabajadores.

Los trabajadores de Secesa, empresa dedicada a la fabricación de cisternas de combustible, permanecieron encerrados desde el pasado jueves hasta el sábado en que fueron desalojados por miembros de la Guardia Civil. La empresa se encuentra en suspensión de pagos y los 80 trabajadores de la plantilla no cobran desde hace dos meses. Ayer, según fuentes laborales, no pudieron entrar a la fábrica por encontrarse cerrada.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 19 de noviembre de 1985