Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
CÉDULAS

La tercera emisión de 'dinero en mano' del Hipotecario

La tercera emisión de cédulas del Banco Hipotecario comenzó el primero de julio y durará hasta que se cubran totalmente los 10.000 millones de pesetas emitidos o, en todo caso, hasta el próximo 31 de diciembre de 1984. Estas cédulas hipotecarias, cuya rentabilidad es más elevada que en ocasiones anteriores, se dividen- en dos series, denominadas A/ 1984 y B/1984, ambas al portador y de 100.000 pesetas de valor nominal.La serie A cuenta con una rentabilidad de 13% anual, que se pagará por trimestres vencidos a contar desde el período de suscripcion (el primer pago se realizará el 31 de marzo de 1985) y que estará sujeto a la retención del impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas (IRPF).

La rentabilidad efectiva neta, si no se recuperan estas retenciones del IRPF ni se utiliza la posibilidad de desgravación del 15% por inversiones, se limita al 11,1%. Por el contrario, si se utilizan ambas oportunidades, la rentabilidad efectiva se eleva al 20,1%.

La amortización de la serie A se realizará a los tres años del final del período de suscripción, es decir, él 31 de diciembre de 1987, a la par y libre de gastos para el tenedor.

La serie B, por su parte, es de la clase denominada cupón cero, por lo que no se percibirán intereses, aunque la amortización final, a los tres años y cuatro meses (a partir del 30 de abril de 1988) se realizará al 150%. La rentabilidad efectiva neta del cupón cero es del 13% si el inversor no se acoge a la desgravación del 15%, y del 18,2% si se acoge a la misma. La diferencia de rentabilidad efectiva entre una serie y otra se debe, básicamente, a que en este segundo caso no se realizan retenciones trimestrales.

Prima de emisión

Ambas series disfrutan de una prima de emisión que supone un 13% neto anual de tirón por el tiempo que media entre la compra del título y el cierre del período de suscripción. Durante el presente mes de julio, la prima es de 4.966 pesetas; de 3.992 pesetas en agosto; 3.009 pesetas en septiembre; 2.017 pesetas en octubre, y 1.013 pesetas en noviembre.Por otra parte, la liquidez de las dos series de cédulas es inmediata, bien mediante su presentación en las ventanillas del Banco Hipotecario, o bien mediante su presentación en las ventanillas- del Fondo Público de Regulación del Mercado Hipotecario, entidad a la que se encuentra acogida esta emisión.

Además no existen restricciones particulares a la libre transmisibilidad de estos títulos, para la que no es necesaria la intervención de un fedatario público.

Fuentes del Banco Hipotecario han señalado que el dinero captado mediante las emisiones de títulos hipotecariaos suponen, con la citada emisión, 22.000 millones de pesetas en cédulas.

Estas emisiones, por otro lado, son el soporte para que este banco estatal realice operaciones de crédito en su circuito libre, es decir, en su actuación como un operador más del mercado hipotecario. Así, desde la entrada en vigor de la nueva ley los créditos hipotecarios concedidos alcanzan 9.284 millones de pesetas.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 8 de julio de 1984