Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Gente

María Jesús Llorente Morales,

la joven sevillana que fue relacionada sentimentalmente con el vicepresidente del Gobierno, Alfonso Guerra, ha sido madre de una niña. El natalicio se produjo el pasado fin de semana en úna clínica de Roma, ciudad donde habitualmente reside María Jesús, que estudia allí Bellas Artes. La joven sevillana, de 25 años, ha sido vista en varias ocasiones comoacompañante del vicepresidente del Gobierno mucho antes de que accediera a este cargo e incluso algunos medios de comunicación han publicado fotograrias en las que ambos aparecen juntos. En febrero, coincidiendo con los xurnores, después desmentidos, de un supuesto idilio entre el ministro de Economía y Hacienda, Miguel Boyer, y la ex mujer de Julio Iglesias, Isabel Preysler, hoy marquesa de Grifién, salió a relucir otro supuesto romance que movilizó a las principales agencias de la Prensa del corazón, en este caso el de Alfonso y María Jesús. Ambos son amigos desde hace algún tiempo y hasta se ha llegado a decir que se conocieron por primera vez a bordo de uno de los aviones que hacen la línea regular entre Madrid y Sevilla. Lo cierto del caso es que tanto Alfonso como María Jesús, que es sobrina política del empresario Javier Benjumea, ex presidente de Explosivos Río Tinto, son sevillanos de nacimiento, tienen a casi toda su familia en aquella ciudad y han coincidido en Madrid largas temporadas. El periódico Diario 16 informaba ayer del natalicio y recogía unas pequeñas declaraciones de los padres de María Jesús. El padre dijo que desconocía el nacimiento de su nieta porque no se trata con su hija, mientras que la madre, más precisa y mostrándo cierta alegría, siempre según el citado periódico, confirmaba la noticia.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 2 de junio de 1983