Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Centenares de militantes democristianos de UCD se integrarán hoy en el partido de Oscar Alzaga

Cerca de cuatrocientos militantes del ala democristiana de Unión de Centro Democrático, partido que el pasado viernes decidió iniciar un proceso de disolución, se integrarán hoy en el Partido Demócrata Popular de Oscar Alzaga, coaligado con Alianza Popular, según medios del PDP. Estas incorporaciones supondrán tan sólo una "primera fase", y cuando concluya el proceso, se habrán integrado en el PDP "prácticamente todos los democristianos que aún quedaban en UCD, excepto tres o cuatro", según un dirigente del partido de Alzaga, que se convierte así en el gran beneficiarlo de la desaparición centrista.

Entre las excepciones se encontrarán el ex presidente y el ex secretario general de la ya moribunda UCD, Landelino Lavilla y Juan Antonio Ortega Díaz Ambrona, respectivamente, así como Fernando Alvarez de Miranda, opuesto a cualquier pacto, aunque sea por vía indirecta, con Manuel Fraga. Medios próximos a la Fundación Humanismo y Democracia, que preside Alvarez de Miranda, señalaron que éste podría formar su propio partido democristiano, aunque tuviese carácter minoritario, para el que contaría con el apoyo de los correligionarios latinoamericanos, especialmente de Andrés Zaldívar, chileno exiliado en Madrid y actual presidente de la Unión Mundial de la Democracia Cristiana.El consejo político del PDP, que hoy se reúne con carácter extraordinario, examinará las "numerosas" solicitudes de ingreso procedentes de miembros de UCD, y decidirá la admisión, en una primera fase, de alrededor de cuatrocientas de ellas, según indicaron miembros de este partido. Concejales, miembros de ejecutivas provinciales y simples militantes de base se incorporarán en esta ocasión, junto con varios de los que, hasta el viernes, formaron parte de la ejecutiva nacional. Entre estos últimos, se considera la posibilidad de que se integren en el PDP Amalio Graíño, Díaz Alersi, Luis de Grandes y Vicente Ruiz-Monrabal. Pero estos nombres, así como los de los más conocidos representantes centristas de provincias, aún estaban siendo considerados anoche, hasta altas horas de la madrugada, caso por caso.

Los 'motores' del trasvase

Sin embargo, el nombre más representativo de cuantos pasarán hoy al PDP es el de Javier Rupérez, a quien se considera, junto con Alzaga y Marcelino Oreja, uno de los motores de la operación de trasvase. Rupérez, ex diputado por Cuenca, ex secretario de Relaciones Externas y de Información de UCD y ex embajador en la OTAN, cuenta con posibilidades de ocupar hoy la secretaria general del partido de Alzaga, sustituyendo al ex ministro José Manuel Otero Novas.

También Javier Tusell y Juan Antonio Gómez Angulo, dos hombres muy próximos a Rupérez y que estuvieron muy vinculados al aparato de UCD, darán hoy, previsiblemente, el paso. Por lo que respecta a Marcelino Oreja, podría darse el caso de que decidiese aguardar hasta una segunda etapa, posterior a la disolución jurídica de UCD en un congreso extraordinario. De cualquier modo, se le reserva una vicepresidencia en el partido de Alzaga.

José María Alvarez del Manzano, hasta ahora portavoz centrista en el Ayuntamiento de Madrid, podría también encontrarse entre quienes hoy se incorporen al PDP, lo mismo que Lina Hortas, ex jefa del gabinete de Juan Antonio Ortega, y, tal vez, José Ignacio Wert, miembro del Consejo de Administración de RTVE. Tanto Alvarez del Manzano como Wert participaron, junto a Rupérez, en los contactos previos mantenidos con Alzaga hace algunas semanas. En estas reuniones se llegó a la conclusión de que la incorporación de democristianos centristas al PDP tenía que pasar por la disolución de UCD y la retirada de Landelino Lavilla. Tanto éste como Juan Antonio Ortega se mostraron disconformes con el veloz ritmo que se pensaba imprimir a la operación. Se prevé que las discusiones en el Consejo Político del PDP, que permanecerá reunido durante buena parte del día de hoy, se centren preferentemente en las nuevas incorporaciones, que en muchos casos supondrán el paso automático a los órganos de dirección del partido de Alzaga, que serán ampliados.

Este previsible trasvase hizo que ayer se registrase una gran actividad, tanto entre los miembros de la directiva del PDP como en los consejos políticos provinciales de UCD, donde tan sólo quedaban, en líneas generales, democristianos, azules y algunos (pocos) independientes. La que parece definitiva ruptura entre cristianos y azules facilitará, piensan los cerebros de la operación Alzaga, el trasvase al PDP en las provincias.

Mientras, los que eran conocidos como martinvillistas o azules tratarán de impulsar una acción propia, centrada en las municipales, a las que tratarán de convocar a concejales no democristianos de UCD. Para ello, intentarán lograr que firmen un manifiesto, expresando su voluntad de concurrir a las elecciones locales "dentro de un espíritu de centro".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 20 de febrero de 1983

Más información

  • El consejo politico del PDP estudiara` el nombramiento de Rupérez como secretario