Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Bilbao, comprador de la Banca Mas Sardá

El comité ejecutivo del Banco de España y el Fondo de Garantía de Depósitos decidieron ayer adjudicar al Banco de Bilbao la Banca Mas Sardá, que cuenta con 44.000 millones de pesetas en recursos de clientes, 36 oficinas en 14 provincias y 843 empleados. La noticia fue conocida oficialmente a las 20.45 horas de ayer. En medios financieros los pronósticos se inclinaron hasta última hora por La Caixa catalana como el aspirante con más probabilidades. También fue confirmada la venta del Banco de Préstamo y Ahorro, desgajado de Bankunión, al Vizcaya, que suscribirá una ampliación de capital por 1.500 millones de pesetas.

La decisión final en torno a Mas Sardá aleja nuevamente un pronunciamiento sobre la posibilidad de que una caja de ahorros compre un banco, debatida durante las últimas semanas en círculos financieros restringidos. Se evita, así la precipitación de la polémica que viven las cajas sobre su futura expansión.Según la comunicación oficial, el Banco de Bilbao ha ofrecido condiciones económicas claramente más favorables para sanear la entidad mediante su esfuerzo, los actuales accionistas y el Fondo. Este dará un crédito de 2.000 millones de pesetas por tres años a Mas Sardá, siempre que el actual consejo ceda sus propias acciones a una peseta y promueva una reducción del capita¡ social (2.490 millones ahora) para amortizar pérdidas. Paralelamente, el Bilbao asumirá la situación patrimonial y asegurará una ampliación de capital por 3.000 millones, momento en que dispondrá de la mayoría.

De otro lado, fuentes del Bilbao han apuntado que la cesión de acciones está negociada y que la reducción de capital no ha sido aún cuantificada, pero será cercana a un 50%. El consejo habrá de proponerla a la junta general de accionistas, que puede ser convocada en la primera decena del próximo mes. Las acciones de Mas Sardá han sido negociadas durante el último ejercicio en bolsa al 300% de su valor nominal.

A juicio de medios solventes, el quebranto patrimonial acumulado por Mas Sardá asciende en la actualidad a unos 10.000 millones de pesetas (cuatro veces su capital). Este dato parece haber servido de base en la decisión del Fondo. En efecto, el crédito de 2.000 millones, la cesión de acciones y la reducción de capital serán complementadas con la aplicación de las reservas actuales (1.393 millones) a pérdidas.

Un portavoz del Banco de Bilbao señaló ayer que Mas Sardá mantendrá su personalidad y será consolidada como un instrumento al servicio de Cataluña, territorio al que ha estado limitada durante más de un siglo y donde hoy desarrolla las dos terceras partes de su negocio.

Mas Sardá, por 'La Caixa'

Aunque resignados a otras soluciones, los responsables de Mas Sardá se han mostrado hasta el último momento a favor de que el comprador sea La Caixa. Medios del banco apuntaron que solo han negociado con la caja, si bien un portavoz de ésta declaró ayer tarde que ellos únicamente han mantenido conversaciones con el Fondo.Según las fuentes de Mas Sardá, los contactos se iniciaron de alguna forma a finales del año pasado, cuando estaba en venta el paquete de dominio de Exbank (Banco de Expansión Industrial). Francisco Mas Sardá, principal accionista de Mas Sardá, grupo familiar que tiene una tercera parte de las acciones de la entidad, aglutinó un porcentaje similar del pequeño banco creado hace seis años al amparo de la Banca Mas Sardá y de las

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 28 de abril de 1982

Más información

  • El Banco de Préstamo y Ahorro pasará al Vizcaya