Fallece uno de los jóvenes apuñalados el Primero de Mayo

Arturo Pajuelo, uno de los heridos por arma blanca al término de la manifestación celebrada por CC OO y UGT el Primero de Mayo, falleció pasadas las dos de esta madrugada, víctima de las hemorragias ocasionadas por el apuñalamiento.Según fuentes de la clínica sanitaria Primero de Octubre, donde permanecía internado, durante la jornada de ayer fue sometido a una transfusión de más de veinte litros de sangre y a dos intervenciones quirúrgicas. Las heridas le habían interesado el pulmón derecho y el hígado.

Arturo Pajuelo, de 33 años, era dirigente de la Asociación de Vecinos de Orcasitas, igual que Joaquín Martínez Mechas -otro de los heridos, que también continúa en estado de extrema gravedad. Al parecer, Arturo era buen amigo de Yolanda González, la joven que resultó asesinada en febrero pasado por presuntos militantes de Fuerza Nueva. Pasa a página 37

La policia solicita testigos de los apuñalamientos del Primero de Mayo

Viene de primera páginaEl estado del tercero de los heridos, Carlos Martínez Bermejo, ha mejorado sensiblemente.

La Jefatura Superior de Policía de Madrid hizo ayer un llamamierito público a los posibles testigos del apuñalamiento de tres personas al término de la manifestación de CC OO y UGT conmemorativa del Primero de Mayo, que tuve lugar el pasado jueves, para que se pongan en contacto con los funcionarios encargados de llevar a cabo la investigación.

Asociaciones de vecinos, centrales sindicales y partidos políticos emitieron ayer distintas notas de condena del atentado que sufrieron los tres jóvenes citados, al tiempo que solicitaban una investigación a fondo que diera con los culpables directos y depuraran la responsabilidad de determinado grupo político con las bandas de terrorismo fascista. En un comunicado conjunto, elaborado tras una asamblea en el barrio de Orcasitas, en el que vivían dos de los heridos, representantes de distintas organizaciones políticas y cívicas acordaron difundir al máximo los hechos y convocar para el martes próximo una jornada de lucha.

Ante la escalada fascista, termina el comunicado, «sería necesaria una concertación de las fuerzas políticas democráticas, particularmente del PCE y del PSOE y las centrales sindicales, al objeto de examinar las medidas pertinentes para oponerse a los desmanes fascistas». Los socialistas también se han pronunciado condenando estos hechos y CC OO ha pedido la disolución de las bandas fascistas amparadas por Fuerza Nueva.

El responsable del PCE de Madrid, Simón Sánchez Montero, declaró en la propia residencia sanitaria que eran previsibles estos hechos: «Hasta ahora», dijo, «el Gobierno no se ha tomado en serio el acabar con las bandas fascistas».

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS