Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Detenidos cuatro presuntos estafadores de pisos

Miguel Pérez, Enrique Suárez y Emilio Lozoya fueron detenidos por inspectores de la comisaría de la Latina como presuntos autores de una serie de estafas por valor de cuatro millones de pesetas. La estafa consistía en vender el mismo piso a varias personas.Una serie de denuncias sobre este caso a la policía, decidió a los detenidos a abandonar los domicilios y oficinas en que operaban, concretamente la inmobiliaria Roma de la plaza de Santo Domingo. La utilización de esta inmobiliaria había sido facilitada, según los detenidos por el titular de la misma, un agente de la propiedad inmobiliarla, a cambio de una renta semanal de 3.500 pesetas.

Los pisos que sirvieron para la estafa estaban localizados en las calles Arroyo Fontarrón, Grucer y Belianes. El propietario había puesto a la venta el piso de la calle Arroyo de Fontarrón y los detenidos falsificaron el contrato diciendo que era la inmobiliaria la que efectuaba la venta, con lo que consiguieron vender el piso a diferentes compradores en cantidades que oscilaban, como entrada, entre 190.000 y un millón de pesetas.

El negocio fue instalado por Miguel Pérez y Emilio Lozoya a mediados del mes de julio. Posteriormente se unió a ellos Enrique Suárez.

La policía ha localizado a diez de los estafados por este procedimiento, aunque se sospecha la existencia de otra serie de afectados que aún no se han dado cuenta de la estafa sufrida. Se han recuperado 1.800.000 pesetas, material de oficina y numerosos contratos de pisos, todos ellos puesto a disposición judicial.

Enrique Suárez se hacía llamar señor García para sus actividades, y el precio que fijaba a las viviendas era bastante inferior al que normalmente existe en el mercado. para atraer de esta forma la atención de los posibles compradores.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 2 de septiembre de 1977

Más información

  • Habían conseguido cuatro millones de pesetas