Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Preferencias financieras para hoteles que reduzcan plazas

El próximo día 25 comenzará la adjudicación de las subvenciones correspondientes al segundo plan de modernización hotelera, a cargo de la Comisión Reguladora creada al efecto. La Administración ha dispuesto un volumen de ayudas de 2.000 millones de pesetas, que deberán ser repartidos entre algunos de los 427 industriales que solicitaron financiación por un valor total de 5.000 millones de pesetas. Una vez adjudicados los expedientes, serán remitidos al Banco Hipotecario para su correspondiente liquidación. Según ha manifestado a EL PAIS el hotelero mallorquín Pedro Cabrer, miembro de la citada Comisión Reguladora, van a aplicarse criterios muy rígidos en las adjudicaciones, con absoluta preferencia para aquellas solicitudes que supongan una reducción de la oferta, especialmente, en aquellas zonas más saturadas, en las que la superabundancia de plazas hoteleras ha generado unos precios a la baja inferiores, incluso, a los de mínima rentabilidad.

También señaló el señor Cabrer que muchas de las solicitudes presentadas para acogerse a este segundo plan han sido efectuadas en base a necesidades de reposición de materiales de explotación, en clara confusión con el espíritu del plan. En cuanto a un posible criterio restrictivo en función del año de construcción, el hotelero balear desmintió su existencia y, aunque reconoció lo absurdo de que algunas solicitudes presentadas estuvieran referidas a establecimientos construidos el pasado año 1976, no descartó que los beneficios pudieran alcanzar a hoteles de reciente construcción. De cualquier forma, el baremo de 1971, apuntado por algunos medios de difusión, no supone que no puedan otorgarse subvenciones a establecimientos de ese o posteriores años. Sin embargo, ese año se ha barajado como estimativo, ya que la adjudicación será inversa a los años de funcionamiento, en cuanto a prioridades se refiere.

Finalmente, el señor Cabrer se refirió al tema de los precios hoteleros, que todavía no han sido fijados oficialmente para la actual temporada. El próximo viernes, los distintos representantes del sector se reunirán con las autoridades del Ministerio de Información y Turismo para estudiar la inmediata oficialización de los precios hoteleros hasta el final de la temporada.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 18 de febrero de 1977

Más información

  • Dos mil millones para el II Plan de Modernización Hotelera