El estirón de Oyarzabal, un líder discreto

El realista asistió y goleó con la selección y solo Benzema remata más que él en la Liga

Mikel Oyarzabal celebra haber marcado el gol de España contra Francia en la final de la Liga de Naciones.
Mikel Oyarzabal celebra haber marcado el gol de España contra Francia en la final de la Liga de Naciones.FRANCK FIFE (AFP)

Mikel Oyarzabal (Eibar, 24 años) cumple cada partido una rutina: al acabar el calentamiento previo al choque, y después de lanzar varios disparos a puerta desde el borde del área, saluda a los aficionados —si juega en Anoeta— y después se marcha el último del campo echando una carrera a máxima velocidad, en la que a veces da la sensación de que se puede romper. Es su manera de activarse antes de enfundarse la camiseta y el brazalete de capitán donostiarra y ponerse a jugar, que es lo que más le gusta. En cualquier competición, sea en la Liga con la camiseta txuriurdin, o en la Liga de Naciones con la roja, con la que brilló marcando el gol de España en la final ante Francia y dando las dos asistencias a Ferran en los dos tantos frente a Italia en la semifinal.

El jugador de la Real Sociedad se ha convertido en uno de los activos más importantes para Luis Enrique, a pesar de que se le achaca una cierta irregularidad en sus acciones. Es capaz de marcar goles espectaculares y de fallar remates claros; de controlar un balón imposible y de perder el siguiente. “Técnicamente, en los años que estuvo en formación en el Eibar, era superior a la media”, asegura Ion Agirreazaldegi, que le dirigió en el infantil del club armero. “Puede pasar que tenga algún defecto técnico, que puede seguir puliendo, pero en intensidad o ambición gana a cualquiera”, añade el preparador. Según quien fuera su técnico de los equipos inferiores del Eibar, “que el seleccionador sea Luis Enrique le viene muy bien a Mikel”: “No mira que no esté en uno de los grandes equipos de la Liga, sino que hace los equipos por el día a día de los jugadores y su rendimiento en el campo”, dice Agirreazaldegi.

Según la página web whoscored, el rendimiento de Oyarzabal aumenta por la banda izquierda y es algo inferior cuando ha tenido que actuar por la derecha. En el ratio que aglutina diversos datos de los partidos del futbolista de la Real, recibe un 7,16 sobre 10 cuando juega de mediapunta escorado a la izquierda, un 7,04 de delantero, también por la izquierda, y un 7,88 si actúa en medio campo por la misma banda. Como delantero centro, su rendimiento también es muy alto (7,38), pero su nota baja del 7 cuando juega en la derecha. En el Italia-España recibió una valoración de 7,96 y ante Francia un 7,4.

En la Liga, el realista es el segundo máximo goleador del campeonato, con seis dianas por las nueve de Benzema. Oyarzabal ha rematado 24 veces (solo el delantero francés lo ha hecho en más ocasiones, 34), lo que arroja un acierto para el internacional español del 25%, el mejor promedio de su carrera en Primera.

Euro y Juegos

El primer entrenador que tuvo Mikel Oyarzabal en el Eibar fue Germán Andueza, el sempiterno delegado del primer equipo armero. Eran los tiempos en los que cada empleado del club ejercía diversas funciones a la vez, antes de que el club ascendiera a los cielos de Primera División y todo cambiara. Él le condujo en el equipo alevín antes de que diera el salto a infantiles. “Creo que la mejor cualidad que tiene Mikel es la facilidad con la que se ha ido adaptando a cada salto de categoría”, apunta Ion Agirreazaldegi. “No ha tenido ninguna dificultad de subir los escalones hasta llegar a la élite. Cada vez que subía mejoraba en su rendimiento, hasta llegar a la Real y a la selección”, afirma.

Oyarzabal fue captado por la Real Sociedad a los 14 años. “Venían ojeadores de otros equipos, como el Athletic, y todos preguntaban por el 10, que era él, claro”, cuenta su exentrenador; pero se decantó por la Real, entre otras cosas por sus antecedentes familiares: “En su casa eran seguidores del equipo donostiarra”. Es precisamente la familia uno de los grandes apoyos de Mikel para haber llegado a lo más alto del fútbol sin perder la perspectiva. “Se juntan todos los factores: una cabeza bien amueblada y un entorno familiar propicio que no le ha permitido que tuviera pájaros en la cabeza”, confiesa Agirreazaldegi. “Cuando estaba en el Eibar, y en la Real también, era el primero en llegar a los entrenamientos, no faltaba nunca, y era muy constante en su formación académica”. Mikel Oyarzabal tiene título universitario. Es graduado en Empresariales por la Universidad de Deusto. Lo consiguió con 22 años.

Oyarzabal lidera a la Real, empatada con 17 puntos en lo alto de la Liga junto a Madrid y Atlético, desde la banda izquierda después de un 2021 fantástico, con su título de Copa del Rey, la participación en la Eurocopa, la medalla de plata en los Juegos Olímpicos, y casi sin descanso, la Liga de Naciones, donde desde su discreción se ha ganado el favor de Luis Enrique. “En el vestuario, de chaval era introvertido, pero tenía un gran liderazgo sobre el equipo por su rendimiento en el campo”, sentencia Ion Agirreazaldegi.

Puedes seguir a EL PAÍS DEPORTES en Facebook y Twitter, o apuntarte aquí para recibir nuestra newsletter semanal.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción