Champions League jornada 2
Finalizado
Liverpool
Liverpool
2
0
0
Árbitro: Björn Kuipers
Real Madrid
1
Real Madrid
Champions League

Zidane: “Sabíamos que íbamos a sufrir”

El francés destaca el esfuerzo colectivo como la clave que ha llevado al grupo a la semifinal. Nacho se reivindica: “Estoy en la mejor temporada de mi carrera”

Zinedine Zidane durante el partido frente al Liverpool. En vídeo, declaraciones del entrenador apoyando al equipo.

El Real Madrid volvió a plantarse en una semifinal de la Champions después de verse expulsado de su competición dos temporadas seguidas, y atravesó de nuevo la puerta que conduce a la sala de los cuatro mejores de Europa con cierta sensación de angustia y acorralamiento, con el Liverpool volcado sobre su portería. “Sufrimos, y sabíamos que íbamos a sufrir esta noche”, dijo Zinedine Zidane al terminar el partido. “Pero al final buscábamos esto, pasar de ronda, y para eso manejamos muy bien el partido. Es verdad que hemos tenido momentos complicados, pero podemos estar orgullosos otra vez”, explicó.

El equipo, al límite ya desde después del clásico, cerró una semana extenuante y feliz, con la Liga a tiro y a dos partidos de la final de la Champions, y el momento fue una ocasión para reivindicar la capacidad de resistencia de un grupo muy cuestionado durante varios tramos de la temporada. Zidane insistió en una idea sobre la que ha venido machacando mientras atravesaban el desierto: “Estamos todos juntos aquí. Con todo lo que está pasando este año, con las bajas, las lesiones... el equipo siempre está ahí y quiere más. Estamos vivos en las dos competiciones”.

Liverpool
LIV
0
-
0
RMA
Real Madrid
Liverpool
Alisson, A. Robertson, Trent Alexander-Arnold, Nathaniel Phillips, Ozan Kabak (Diogo Jota, min. 59), Milner (Thiago, min. 59), Wijnaldum, Fabinho, Roberto Firmino (Shaqiri, min. 81), Mane (Oxlade-Chamberlain, min. 81) y Salah
Real Madrid
Courtois, Nacho, Ferland Mendy, Eder Militao, Federico Valverde, Modric, Kroos (Álvaro Odriozola, min. 71), Casemiro, Benzema, Marco Asensio (Isco, min. 81) y Vinicius Junior (Rodrygo, min. 71)
Goles
Árbitro
Björn Kuipers
Casemiro (min. 24), A. Robertson (min. 24) y Nathaniel Phillips (min. 58)

En esa idea quiso apoyar también su discurso Casemiro, escogido mejor jugador del encuentro: “El trabajo ha sido fantástico. La clave de ganar títulos es el trabajo en equipo. El trabajo determinó el partido”, dijo.

También aludió a las fases de dificultad, en las que el Liverpool apretó, colonizó el campo del Madrid, y el equipo de Zidane se encontró estacionado muy cerca de la portería de Thibaut Courtois. Entonces emergieron con poderío dos centrales de circunstancias, recambio de la pareja titular, Raphael Varane y Sergio Ramos, fuera de juego por coronavirus y una lesión. “Están preparados para jugar en el Madrid. Es muy difícil jugar en este equipo, pero están preparados para jugar aquí, y lo han demostrado con las bajas, que son muy importantes”, dijo Casemiro de sus compañeros.

La noche estaba para reivindicaciones, y en ese clima volvió a tomar la palabra Nacho Fernández para la suya. Toda una vida en el Real Madrid, en segundo plano, escuchando el estribillo “siempre cumple”. Nacho ha sido fundamental en que el Madrid haya alcanzado este punto en la Champions, ya desde su gran partido en Italia contra el Inter de Milán, en el que desactivó a Lukaku. Este miércoles desesperó a Salah, al que apenas dejó darse la vuelta o recibir con algo de espacio alrededor. El egipcio vivió con un par de grilletes incomodísimos del canterano. “Siempre intento hacer mi trabajo. Ya lo he dicho, pero creo que estoy en la mejor temporada de mi carrera, intentando ayudar al equipo a conseguir el objetivo, en este caso pasar a la siguiente fase”, dijo.

Se reivindicó él y reivindicó a su pareja, Militão, con quien ha atravesado con nota elevadísima nueve días de exigencia extrema (Liverpool, Barça y Liverpool): “Tanto Militão como yo somos jugadores de la primera plantilla. Si estamos aquí es por algo”, dijo. Y después de eso retomó aquel aviso que dejó Zidane después del clásico, el de ver a su gente al límite, achuchados por el calendario: “No te da tiempo ni siquiera a saborear las victorias”, lamentó.

“Vamos a descansar un poco y veremos”, retomó Zidane, mirando ya a la Liga, y sin querer todavía fijarse en el horizonte del Chelsea, siguiente rival europeo. “Podemos estar contentos de estar en la semifinal”. Y el técnico repartió, como siempre, el mérito. Trabajo de equipo, cariños de equipo: “Estoy muy orgulloso de todos. Todos podemos estar muy orgullosos de lo que estamos haciendo. Hemos tenido complicaciones, pero estamos ahí”. Siempre con el subrayador puesto además sobre la dedicación defensiva, “el esfuerzo de Marco, de Karim, de Vini arriba”.

Puedes seguir a DEPORTES en Facebook y Twitter, o apuntarte aquí para recibir nuestra newsletter semanal.

Archivado En:

Más información

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50