Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La policía interviene en las instalaciones del Málaga por orden judicial

Las actuaciones de los agentes, declaradas secretas, forman parte de la investigación de un juzgado tras una querella de los pequeños accionistas contra el propietario del club, el jeque Al Thani

Malaga FC
El estadio de La Rosaleda, este miércoles.

La Policía Nacional ha entrado este miércoles por la mañana en las instalaciones del campo de fútbol de La Rosaleda, sede del Málaga CF, por orden judicial. Las actuaciones están declaradas como secretas y han sido ordenadas por el juzgado de Instrucción 14 malagueño. Fuentes policiales han explicado que la intervención es parte de una investigación de orden económico, relacionada con las cuentas del club. Los agentes, acompañados de la secretaria judicial, están “recabando información”, según confirman fuentes judiciales, haciendo incluso volcados de los ordenadores.

La presencia policial está relacionada con las diligencias que tiene abierto dicho juzgado tras la querella presentada por la Asociación de Pequeños Accionistas (APA), formada por unas 600 personas. De hecho, la jueza titular, María de los Ángeles Ruiz, ha citado a declarar el próximo 18 de febrero al máximo accionista y propietario del Málaga CF, Abdullah Al Thani, así como sus hijos Nasser, Nayef y Rakan Al Thani, todos miembros del consejo de administración para conocer su punto de vista respecto a la denuncia.

Los accionistas minoritarios presentaron la querella el pasado otoño contra el consejo de administración -Al Thani y sus tres hijos- por una presunta administración desleal y apropiación indebida, ya que creen que utilizan los recursos del club para su propio beneficio. Fuentes judiciales explican que “si hay elementos para ello”, también podría añadirse el delito de blanqueo de capitales. Tras requerir en un primer momento más documentación, el juzgado aceptó la querella hace apenas unos días. A ella se sumaba la Fiscalía y, aunque el Ayuntamiento de Málaga también lo ha solicitado, su petición no ha sido todavía aprobada porque contenía defectos formales que debe subsanar.

La APA ha solicitado igualmente a la jueza que se intervenga el club y se nombre un administrador judicial durante el procedimiento, pero la titular del juzgado de Instrucción 14 lo rechazó el pasado lunes. “Esto no significa que, en un futuro, se pueda volver a revisar este aspecto si así fuera necesario”, explicaron entonces desde el Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA).

“Lo que queremos es conocer cómo se encuentra económicamente el Málaga, su situación, saber si alguien se ha llevado dinero o no. Pero el club es muy opaco, no da información y hacen lo que les da la gana”, afirma Antonio Aguilera, presidente de los pequeños accionistas, que también se queja de que Al Thani no quiera vender cuando hay diversas propuestas “muy interesantes económicamente” para comprarlo.

El jeque Al Thani llegó al Málaga CF en 2010 y los éxitos se notaron pronto hasta alcanzar la participación del equipo en la Liga de Campeones. Entonces comenzó un declive hasta que en 2018 el club bajó a Segunda. La afición se ha manifestado en diversas ocasiones en su contra por los cambios de rumbo que la familia catarí muestra en la gestión. Le acusan, entre otras cuestiones, de dirigir a golpe de tuit ya que el jeque se encuentra habitualmente en Catar y sus visitas a Málaga son la excepción. En la grada, los cánticos de “Al Thani vete ya” son constantes en cada partido en La Rosaleda. El Ayuntamiento de Málaga y la Junta de Andalucía también han intentado mediar para exigir que el mandatario presente un plan de viabilidad para el club.

Tras generar cuantiosas plusvalías en los fichajes en los primeros años, la situación económica del Málaga CF ha empeorado en los últimos años. Esta temporada solo han podido gastar 10 millones de euros en fichajes, cuando la pasada dispusieron de 25 y el club ha incumplido diferentes aspectos básicos de las normas internas del fútbol español. También hay crisis en lo deportivo. El equipo se encuentra a solo tres puntos del descenso directo a Segunda División B y el ambiente es convulso tras la despedida del entrenador Víctor Sánchez del Amo, después de que se difundiera un vídeo íntimo del técnico, que fue víctima de una extorsión. Meses antes, en octubre, el consejo de administración también despidió a José Luis Pérez Caminero, entonces director deportivo.

El presidente de LaLiga, Javier Tebas, se refirió este miércoles a la situación financiera del club: "Sabemos que el Málaga tiene tesorería para aguantar perfectamente cumpliendo sus pagos hasta final de febrero o principios de marzo", ha dicho, según recoge Efe. Tebas ha aclarado que para entonces "tiene que producirse una venta o una entrada de dinero y, si no se produce, tendrá problemas de tesorería", asegurado, destacando que si no se soluciona el club puede tener problemas graves con LaLiga.

El club niega que sea un registro

El Málaga ha difundido una nota en la que desea aclarar lo ocurrido en el estadio de La Rosaleda. La versión del club indica que "la Policía Judicial ha acudido a las oficinas solicitando información en relación a un procedimiento el cual está bajo secreto de sumario. No se trata de una orden de entrada y registro". El Málaga afirma que ha colaborado con los agentes, les ha agradecido su trato y ha aclarado que la visita no ha alterado el normal funcionamiento del club.

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >