Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Ansu Fati, el goleador más joven de la Champions: 17 años y 40 días

El canterano, con 17 años y 40 días, marca a los 99 segundos de pisar el césped al tiempo que Carles Pérez se estrena con un tanto en la Champions

Ansu Fati saluda a Lautaro tras el partido. Ampliar foto
Ansu Fati saluda a Lautaro tras el partido. Getty Images

Concluyó el partido y Carles Pérez y Ansu Fati corrieron a pie de césped para posar en una fotografía para la historia, la que propiciaron con sus goles y victoria en el Giuseppe Meazza. Valverde lo tenía claro: “Era un partido muy exigente porque se lo jugaban todo y nuestros jugadores han respondido de una manera excelente, muchos de ellos debutando en la Champions”. Como Carles Pérez y Ansu Fati, que a sus 17 años y 40 días se convirtió en el jugador más joven en marcar en la Champions. Superó a Peter Ofori-Quaye, que había anotado cuando tenía 17 años y 195 días con el Olympiacos ante el Rosenborg, en octubre de 1997. Otro registro precoz para el talento Fati, que ya dejó en el camino las marcas goleadoras en LaLiga de los barcelonistas Bojan Krkic (17 años y 53 días) y Messi (17 años y 331 días). “Ansu es un goleador nato, que ha pasado con algunas molestias en la últimas semanas, pero ya ha vuelto y nos encanta el récord que ha hecho”, convino Valverde.

La noche de Fati comenzó en el banquillo. Valverde apostó de inicio por el otro canterano: Carles Pérez, de 21 años. Estaba con ganas el extremo de Granollers. No era una noche cualquiera. Era su estreno en la Liga de Campeones y le bastaba media hora en el campo del San Siro para percibir un aumento de salario estipulado por contrato (cada siete partidos con el equipo de Valverde, que no tienen por qué ser consecutivos, el jugador pasa a tener un sueldo superior). Pérez aumentó de escala salarial (similar a la más baja en el primer equipo), pero mantiene ficha y dorsal del filial. La misma situación por la que pasó Aleñá en el primer semestre de la temporada pasada. “Era un partido complicado para el que jugara de inicio, para Carles, porque tenía una defensa experimentada delante a la que no suelen hacerle tantos. Pero tiene gol, golpeo seco y facilidad para convertir”, le elogió Valverde. “Voy a seguir igual, trabajando, aprovechando las ocasiones que me dé el mister y disfrutando”, respondió el extremo. Como Aleñá, que jugó un gran partido. “No me ha sorprendido porque es un gran jugador”, señaló Valverde; “siempre he considerado que es muy útil para nosotros y que lo será en el futuro sin ninguna duda”.

Pérez ni se esperó hasta el minuto 30 para celebrar. Fati, en cambio, lo hizo en el ocaso del partido. Atento a los consejos de Griezmann antes del comienzo del duelo, Carles Pérez atacó al espacio y se encontró con un pase del francés que lo dejó cara a cara con Handanovic. No falló en la definición el canterano, que en LaLiga ya se había estrenado ante el Betis. Antes de la acción del gol en el Giuseppe Meazza, ya se había inventado él solo una acción que rechazó el portero interista. “Estoy muy feliz por el debut y por marcar en un campo mítico como este. Es un sueño”, resolvió Pérez. Fati, justamente, reemplazó a Carles Pérez en el minuto 84. “Ansu tiene un talento increíble. Él y yo somos el ejemplo de que si se cree, se puede llegar”, expuso Pérez. 99 segundos después de pisar la moqueta, Fati se convertía en el chico récord de la Champions. Premio para Carles Pérez, nueva marca para Ansu Fati. “Hemos ganado con dos goles de la cantera”, recordó Valverde.

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información