Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Nadal vale por dos

El número uno posee unas características propias de un especialista en dobles, aunque no se haya prodigado. “Jugaré lo que se necesite”, dice antes del cruce con Argentina en los cuartos (17.30)

nadal copa davis
Rafa Nadal habla con Marcel Granollers durante el España-Croacia del miércoles. EFE

Territorio ya para románticos, o bien especialistas que han encontrado en ella un modo de subsistencia en el circuito o una vía más factible hacia el éxito, la modalidad de dobles está teniendo una trascendencia capital en esta nueva Copa Davis. Sin ir más lejos, este jueves fueron los británicos quienes abrocharon el pase a cuartos gracias a su dúo, Jamie Murray y Neal Skupski, y en la jornada inicial decantó el cruce entre España y Rusia y sacó a los de Sergi Bruguera de un buen apuro. Ese día, martes, el capitán tuvo que frenar a Rafael Nadal en el vestuario. “Él acabó [contra Khachanov] a las 00.30 y con todas las eliminatorias que quedan no podía ponerle a Rafa otra vez, y acabar a las dos y media de la madrugada teniendo al día siguiente otro partido”, razona el preparador.

Sin embargo, ante Croacia ya no pudo contener al número uno, que formó junto a Marcel Granollers para rematar la segunda serie. “Era importante jugar un dobles, porque llevaba un año sin hacerlo, salvo en la Laver Cup. Tenemos excelentes jugadores, pero yo también soy uno de los elegibles y era importante tener esa sensación”, concedía el de Manacor, que pese a haberse prodigado muy poco como doblista siempre ha disfrutado de la disciplina.

MÁS INFORMACIÓN

“Lo jugaba muy bien desde que era pequeño”, cuenta Toni Nadal. “Por sus características de juego siempre se le dio bien: lee con acierto los puntos, tiene una gran anticipación y es muy rápido en la red, y hace mucho daño con su golpe desde la línea de fondo porque su bola liftada hace mucha parábola, cae mucho y es muy difícil de volear”, analiza el formador.

A diferencia de otras referencias históricas de la raqueta (McEnroe, Newcombe, Nastase…), el trazado individual no le ha permitido a Nadal profundizar en el dobles, que con el nuevo formato de la Davis se ha redimensionado; si antes (cuatro individuales y un pulso por parejas) suponía el 20% de la recompensa final de una serie, ahora (dos y uno) asciende al 33%. “Si hubiera podido jugarlo más, habría tenido mucho éxito. También habría ganado Grand Slams”, comenta a este periódico Francis Roig, actual preparador del balear junto a Carlos Moyà. “Él reacciona muy rápido, es intuitivo y cubre mucha pista porque tiene muchas piernas. Lo que ocurre es que no tiene continuidad y no está acostumbrado a jugar”, se extiende el catalán.

En total, según recogen los datos de la ATP, Nadal ha disputado 206 partidos de dobles, con un balance de 132 triunfos, 74 derrotas y 11 trofeos. Su mejor ranking histórico apunta a agosto de 2005, cuando comenzó a edificar su leyenda. En su ficha constan títulos en los Masters 1000 (Indian Wells y Montecarlo), y por encima de todo el oro que logró en los Juegos de Río, hace tres años, junto a Marc López. “Hay otros dos aspectos muy importantes: el saque, porque en dobles no es tan importante la velocidad como los porcentajes y los de él son muy buenos, y también el hecho de que Rafael es un gran pasador; con sus passings puede ganar muchos puntos”, precisa Toni.

Para esta Davis, el capitán español decidió alistar a Granollers como primer especialista, acompañado de otro doblista avezado, Feliciano López, y con la alternativa de Nadal e incluso Pablo Carreño. Las variables, pues, son múltiples. El día del estreno intervinieron los dos primeros y el miércoles irrumpió con ganas el balear. “Marcel y yo hemos jugado todas las competiciones de juveniles juntos. Él domina la modalidad de dobles y juega muchísimas semanas al año, así que para alguien como yo, que juega de uvas a peras, le ayuda tener al lado a alguien que defina bien los puntos delante y que sea bueno desde el punto de vista táctico”, observaba Nadal hace dos días.

Rafa reacciona muy rápido, es intuitivo y cubre mucha pista

FRANCIS ROIG, TÉCNICO DE NADAL

“En dobles las cosas suceden muy rápido, y si uno no está acostumbrado a jugarlo… Es verdad que rápidamente puedes llegar a cogerlo, pero al principio cuesta”, ampliaba. “Tener opciones distintas siempre es bueno”, valora Bruguera. “Hace tiempo que Rafa no jugaba ningún doble y prefería que probase con Marcel, por si de aquí en adelante es necesario contar con ellos juntos”, añade el técnico, que tirará del líder si la cosa se pone fea en el pulso de hoy (18.00, #Vamos) contra la Argentina de Gastón Gaudio, rival en cuartos. “Son combativos, muy aguerridos”, puntualiza el barcelonés. En la nómina albiceleste, Diego Schwartzman, Guido Pella, Leonardo Mayer y Máximo González.

“Tenemos un equipo fantástico, y no necesariamente tengo que jugar yo. Hay diferentes opciones y para eso está Sergi. ¿Si se da el caso y tengo que disputar seis partidos de aquí al domingo? Yo, como siempre, voy a jugar hasta que me dé. Voy a hacer todo lo posible para intentar ayudar al equipo, jugando uno, dos, tres o los partidos que haga falta. Lo que se necesite”, cierra el mallorquín. Un tenista que vale por dos.

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información