Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Cuatro mujeres del fútbol escriben una carta a las niñas que fueron a los 14 años

La carta de María Pry

Entrenadora del Real Betis Balompié Femenino.

La carta de Ana Tejada

Jugadora del EDF Logroño y campeona del Mundo sub-17.

La carta de María Victoria Pavón

Presidenta del CD Leganés.

La carta de Olga de la Fuente

Directora de la Fundación LaLiga.

Marta Vieira es una de las mejores jugadoras de fútbol de la historia. En 2017, la cinco veces campeona del FIFA The Best escribió una carta para sí misma, para la Marta de 14 años que soñaba con ser una estrella del fútbol. La misiva, publicada en The Players' Tribune, tuvo repercusión mundial. En ella narraba las dificultades y los retos superados a lo largo de su carrera. Todo comenzó cuando, con esa edad, se subió a un autobús que la llevaría de su localidad natal, Dois Riachos, a Río, tras tres días de viaje.

EL PAÍS ha planteado a cuatro personalidades del fútbol español que escriban sus cartas para las niñas que fueron. Con motivo del Día de la Mujer, una presidenta, una directiva de LaLiga, una entrenadora y una promesa del fútbol femenino se dirigen a sí mismas para contarse, a ellas y al resto de las mujeres, cómo han progresado y qué retos han superado para contribuir al cambio del fútbol en los últimos años. LaLiga también se ha basado en la carta de Marta para la campaña #SoyFutbolista, que narra la evolución del fútbol femenino a través de las historias de 16 jugadoras, una de cada equipo de la Liga Iberdrola. La bética Rosa Márquez, la valencianista Anair Lomba o la rayista Ali Gómez son algunas de las protagonistas que cuentan, desde su niñez, cómo se convirtieron en futbolistas.

Querida María Pry de 14 años.

La vida no es nada fácil y encima el deporte por el que vas a cambiar la natación mucho menos. Supuestamente es un deporte de hombres y tú eres una mujer. ¿Arrepentirse? Jamás. Persigue tu sueño hasta conseguirlo. Con trabajo, esfuerzo y sacrificio las cosas llegan. Arrepentirse puede ser el camino fácil. Pero si algo aprendemos de la vida es que tenemos que luchar por nuestros sueños. Arrepiéntete de lo que no hagas. Y de lo que no te salga bien, aprende, corrige y sigue hacia adelante.

Tu familia te ha dado una educación ejemplar, con unos valores que te servirán para crecer como persona. Te han enseñado a luchar por tus sueños. No te bajes del barco. Y en los momentos más complicados, sigue remando, que seguro que verás la recompensa. Lucha por tus metas, por tu pasión.

Así te lo enseñaron. No olvides lo que Marcos te dice. Sé que es un entrenador estricto, aunque me reconocerás que siempre sabe sacarte una sonrisa. Él siempre habla de seguir adelante y que va a remar contigo en el mismo barco. No olvides la importancia de mirar por la compañera, de trabajar como un colectivo, como un equipo. Esa palabra es clave. Equipo. Como Marcos siempre nos dice. Rema por tu compañera, porque ella remará por ti cuando tú lo necesites.

Tendrás momentos en los que solo veas oscuridad, momentos difíciles en los que quizá tus expectativas no se vean inicialmente cumplidas, momentos en los que no veas el fruto de tanto trabajo, tendrás que romper barreras... Pero ahí será cuando debas mirar al frente con más fuerza si cabe y continuar trabajando. Nunca bajes los brazos. Te avisé de que la vida será dura. Nunca olvides que tendrás el apoyo incondicional de tu familia y de tus seres queridos.

Vas a romper muchas barreras, pero siempre con humildad. En el fútbol podemos pasar de heroína a villana en tan solo un segundo, pero lo más importante es que nunca olvides quién eres, de dónde eres, cuál es tu sueño. Porque el fútbol femenino no será en el futuro lo que es ahora. Las jugadoras no tendrán que ponerse ropas usadas de otros equipos o equipaciones obsoletas de temporadas atrás, ni viajarán siempre en autobuses viejos y de asientos desgastados. Llegará el día en que las mujeres sean profesionales, tengan sus propios contratos, viajen como los grandes equipos masculinos, salgan también por la televisión, llenen estadios y sean tratadas como estrellas e incluso referentes para niños y niñas.

Cuando vayas creciendo, no te olvides de tu lado infantil. La vida puede ser un juego, donde a veces te tocará perder y otras veces ganarás, pero lo más importante es que solo se vive una vez, debes disfrutarla, vivirla al máximo. Te queda un camino con muchas cosas por hacer, por descubrir, así que confía en ti, porque sé que llegarás lejos.

Por último, quédate con los consejos de las personas que te aprecian y te quieren, seguro que te los dan por tu bien. Los campos no siempre serán de albero y los balones no serán tan duros, pesados e incontrolables. No siempre jugarás con esos balones Mikasa que tantas veces se te escaparán. Y no le tengas miedo por mucho que piquen. Y aconseja a tus compañeras que no se compren cordones tan largos. ¡Que al final tenéis que atarlos por los tobillos y acaban rompiéndose!

Trabajo, fuerza y constancia. Maria Pry.

María Pry (Sevilla, 1984) es exfutbolista y entrenadora del Real Betis Balompié Femenino desde 2012. Hace tres temporadas el equipo logró ascender a la Liga Iberdrola. Es una de las dos únicas mujeres que ocupa un banquillo en esa competición en la presente campaña.

Pulsa aquí para ver otra carta.

 

Querida Ana de hace solo dos años,

¡NO TE LO VAS A CREER!

Soy tú. Te escribo desde 2019 para contarte todo lo que ha pasado. Seguro que piensas que no han podido ser muchas cosas y que sigues en el mismo punto en el que estabas. Creciendo, progresando, pero igual. Pues no. O sea, tú sigues siendo básicamente la misma. Pero vas a vivir dos años increíbles.

Siéntate porque vas a flipar.

Para empezar, ahora juegas en LAS GAUNAS. El estadio que llevas toda la vida viendo. El que está al lado de tu casa, al lado de tu instituto. Ese que soñabas con pisar algún día. Pues ya lo has hecho.

¿Te acuerdas de aquel padre que se enfadaba porque le quitabas el puesto a su hijo? Pues en 2017 dejarás de jugar con chicos para jugar en equipos de chicas. No te cambias porque seas peor que ellos, lo haces porque estás muy cerca de ser profesional. Dos años después ya lo eres, Ana, y te ha salido muy bien: ahora juegas en la Liga Iberdrola con el EDF Logroño. Primero conseguirás un ascenso mágico. Y luego debutarás en Las Gaunas.

Menuda pasada. Vas a recordar esa noche toda tu vida. 9 de septiembre de 2018. Contra el Valencia. De noche, con la iluminación, y en un estadio tan grande. Ese día te darás cuenta: ¡tu sueño es REAL y ya no hay marcha atrás!

No, Ana, eso no es todo. Hay algún otro pequeño detalle. Verás… HAS GANADO UNA EUROCOPA. Y UN MUNDIAL. ¡Es el primer Mundial de la historia para la Selección femenina! ¡Y tú has jugado la final! Tú, que no te lo creías la primera vez que te convocaron.

Vas a salir en la tele. Tus partidos se van a retransmitir. Porque los éxitos del fútbol femenino hacen que haya más afición. Tú y tus compañeras seréis portadas de los periódicos. En dos años verás un cambio radical. Miles de personas irán a ver fútbol femenino a Anoeta o el Metropolitano. San Mamés se va a llenar para ver jugar a mujeres. ¿Te lo imaginas?

El fútbol te lo va a dar TODO en estos dos años. Tu juego va a mejorar y tú vas a madurar como persona muchísimo, aunque no te lo creas. Vas a conocer lugares y culturas diferentes que te van a dejar alucinada.

Pero sobre todo, vas a hacer muchas nuevas amigas. Desde el Europeo de Lituania todas seréis una piña, como HERMANAS. Tus compañeras te van a apoyar en todo, te van a entender. Las echarás de menos después de cada concentración. Significarán mucho para ti, y tú para ellas. Vosotras vais a demostrar que el futuro del fútbol también es FEMENINO.

No dejes de hacer caso a tus padres. Ellos y tu hermano nunca van a dejar de estar ahí cuando los necesites. Son los que te ponen los pies en la tierra. Los que te insisten con que tienes que estudiar, da igual si eres hombre o mujer, además de ser futbolista. Los que te siguen diciendo lo mismo que cuando no habías logrado nada. Los que siempre te querrán. Te hacen mejor persona.

Sigue entrenando. Sigue creyendo en ti misma. Y sigue sonriendo.

Por cierto, NO.

Todavía no tienes claro qué carrera vas a estudiar. Pero todo llega, espero.

Besos =)

Ana Tejada (Logroño, 2002) es jugadora del EDF Logroño y de la selección española sub-17. El año pasado se proclamó campeona del Mundo y de Europa en esa categoría. Es la jugadora profesional más joven de la Liga Iberdrola.

Pulsa aquí para ver otra carta.

 

Querida Victoria de 14 años,

Sal de casa y baja la calle hasta el final. ¿Qué ves? Es un estadio de fútbol, el Rodríguez de Miguel. Allí juega el Club Deportivo Leganés. Es un equipo muy modesto, compite en Regional. La ciudad que representa, tu casa, empieza a crecer mientras te haces mayor en ella. Y tú no estás nada interesada en el fútbol. De momento te preocupa estudiar, tus amigos y echar una mano por las tardes en la ferretería de tus padres. Mira bien ese campo porque todo va a cambiar en torno a él. Dejará de existir: allí estará, dentro de unos años, la Plaza Mayor de Leganés. Pero su club de fútbol, el Lega, seguirá creciendo, y tú lo vas a vivir muy de cerca. Ese equipo va a cambiarte la vida.

Vas a descubrir que el fútbol es muy importante para muchísima gente. Siempre te atrajo la pasión con la que tus primos y tu tío lo vivían. Dentro de unos años comenzarás a disfrutarlo a través de tus hijos, que jugarán en varios equipos e incluso estarán muy cerca de ser profesionales. Recorrerás decenas de campos con ellos. Te emocionarás con sus victorias y sufrirás con sus derrotas.

Durante 20 años conocerás el mundo del fútbol y las canteras a través de ellos. Sé muy observadora, Victoria. Aprenderás cómo se estructura un club, qué necesita para crecer, qué relación establece con todos sus jugadores, cómo se gestionan los contratos o qué papel tienen los representantes. Todo de primera mano. Y cuando llegue el momento, serán tu marido y tus hijos los que se empeñen en que seas tú quien presida el CD Leganés. No se te había pasado por la cabeza, pero te convencerán. Aunque el resto de candidatos sean hombres, pensarás “¿Y por qué no voy a ser capaz de hacerlo, como poco, igual de bien que ellos?”.

Así que vas a cambiar el trabajo entre los clavos y tornillos de la ferretería por los despachos y los palcos. Dos mundos muy masculinos. Pero descuida, la sociedad vivirá una gran transformación durante estos años. Y aunque seas una de las pocas presidentas del fútbol español, nadie va a tratarte de forma diferente al resto. Nunca te faltará el apoyo de tu entorno, de tu familia y de la afición del CD Leganés. Y vivirás desde esa posición una década plagada de éxitos y celebraciones para el equipo de tu ciudad. En solo 10 años se conseguirá llevar al club a la élite del fútbol, consolidarlo, generar una afición fiel que llena Butarque cada fin de semana e incluso alcanzar unas históricas semifinales de Copa del Rey. Los chicos y chicas de la ciudad van a llevar con orgullo la camiseta blanquiazul del equipo. Y sentirás su ilusión, su cariño, su respeto y su pasión cada día.

Vuelve a casa, Victoria. Y observa cómo cambia todo. Leganés es un buen ejemplo.

Besos,

María Victoria Pavón

María Victoria Pavón (Madrid, 1959) es presidenta del CD Leganés desde 2008. Desde entonces el club ha pasado de estar en Segunda B a jugar por tercer año seguido en LaLiga Santander.

Pulsa aquí para ver otra carta.

 

Querida Olga de 14 años,

En mi memoria llevo siempre aquellas tardes familiares de mi adolescencia en las que pasaba cualquier domingo, solamente interrumpidas por la llegada del verano. El protagonista era el fútbol. Venía acompañado de un soniquete radiofónico, y a veces, por unas imágenes televisivas, que transmitían y proyectaban diversas emociones que envolvían la esperanza en mi padre de una quiniela acertada. Recuerdos tan lejanos como felices. Recuerdos tan íntimos como apacibles.

De esa forma tan singular llegó el fútbol a tu vida. Y no porque lo practicaras o jugaras. Eso estaba reservado para los chicos. A nosotras nos dirigían a otros deportes. Tiempos donde las diferencias entre hombres y mujeres estaban muy acentuadas. También en el deporte.

Desde entonces, sin tú saberlo, querida Olga, el fútbol te acompañará en tu camino. Cosas del destino, quizá. No imaginas lo que ese balón va a llegar a significar para ti, para muchísima gente. Ese balón tiene mucho más poder del que imaginas.

Ese balón mágico es capaz de congregar a miles de personas, de procurar alegrías y tristezas, deseos y frustraciones, esconde también valores básicos, esenciales, que irás descubriendo con el paso del tiempo. Conocer y aprender esos valores, te enseñará y permitirá formarte como persona y poder aportarlos con tu trabajo a la sociedad. El fútbol, aunque aún no lo creas cuando lo ves en la tele o lo escuchas en la radio, es una herramienta de cambio increíble.

El esfuerzo, la superación, la responsabilidad, el respeto por los demás, y la conjunción en equipo son esos valores ocultos que, desde el fútbol, descubrirás e incorporarás a tu vida. Son pilares esenciales de tu personalidad y que utilizarás en las diferentes facetas de tu recorrido. Estarán presentes en el estudio, en el trabajo y en tus relaciones con los demás. Podrás vivirlos, desarrollarlos y aportarlos. Constituirán, en definitiva, tu compromiso vital y a través de los cuales te sentirás reconfortada.

Afortunadamente, podrás presenciar y contribuir a la evolución social que, entre otras cosas, hará posible el desarrollo y crecimiento en este deporte, derribando aquellas limitaciones que existen en tu adolescencia, y permitiendo que todas las personas, sin limitaciones de sexo o de capacidades diferentes puedan acceder sin que sea extraño.

Ello, como podrás ir viendo, solamente se va a conseguir desde la perseverancia, la valentía y el compromiso de todas aquellas personas que integran en su forma personal de proceder todos estos valores, contribuyendo con su trabajo, su constancia y su implicación personal a construir una sociedad más armoniosa, igual y justa.

Con el tiempo, querida Olga, tendrás la suerte de ver hecha realidad una liga para personas con capacidades diferentes, en la que sus jugadores y jugadoras sean considerados por muchos las verdaderas estrellas y en la que puedan desarrollarse personal y deportivamente; o disfrutar de la implantación de competiciones de carácter nacional e internacional de fútbol femenino, que serán seguidas por numerosos aficionados que llenarán los estadios. Son acontecimientos que disfrutarás, y que harán realidad todo el trabajo, el esfuerzo y el compromiso personal de tantas y tantas personas que descubrieron lo que se ocultaba detrás de aquel balón mágico.

Olga de la Fuente es directora de la Fundación LaLiga, que entre otras iniciativas ha impulsado LaLiga Genuine Santander para personas con discapacidad, un proyecto pionero en las ligas europeas.

Pulsa aquí para ver otra carta.

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información