Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Adam Peaty, un récord mundial muy especial en plan estelar

El británico supera la marca de su ídolo y último verdugo Van der Bourgh en los 100 braza

Adam Peaty celebra su triunfo. Ampliar foto
Adam Peaty celebra su triunfo. Getty Images

Adam Peaty, a sus 23 años, es ya una celebridad. Se ha ganado a pulso su reputación, a base de victorias y récords. Allí donde nada, allí se le reserva el lugar más alto en el podio. Así fue durante los últimos cuatro años. Hasta que el pasado mes de abril, en la final de los 50 braza, fue superado en los Juegos de la Commonwealth por el sudafricano Cameron van der Burgh. De ahí que la gesta de Peaty ayer en la piscina Tollcross Centre de Glasgow donde se disputan los Campeonatos de Europa, le resultara, más satisfactoria. Pulverizó el récord mundial de los 100 braza al detener el crono en 57 segundos exactos, muy por delante de su compatriota James Wilby (58.54).

Al oro y al récord, debe añadirse el grato detalle para Peaty, ese ostentaba ese récord, con 57.13 segundos, tras conseguir el oro en los Juegos de Río por delante de Cameron Van der Bourgh. Es la cuarta vez que Peaty bate mejor el récord mundial de la distancia, en la que suma su tercer título europeo consecutivo.

Aquella derrota ante Van der Bourgh en abril, renovó la motivación de Peaty. “De hecho, me impidió aburrirme, confesó a The Guardian. “Que realmente pueda ser derrotado si no estoy en plena forma, es una lección importante. Solo quiero ser el mejor, entrenarme a fondo estos meses ha sido positivo”. Peaty asegura que no se dedicó realmente a fondo a la natación hasta que tenía 17 años. Una noche, mientras se preparaba para salir de copas con unos amigos, leyó que Craig Benson, a quien conocía bien del circuito junior, había llegado a una semifinal de los 100 braza. Eso le animó a esforzarse. Uno de sus principales ídolos fue Cameron Van der Bourgh, ahora, a sus 30 años, uno de sus principales rivales y su último verdugo.

La jornada fue intensa en el Tollcross Centre. El ruso de 18 años Kliment Kolesnikov también batió el récord del mundo de los 50 espalda con 24 segundos exactos. El récord anterior lo tenía el británico Liam Tancock, con 24.04 desde 2009. La sueca Sara Sjostrom rozó también el récord del mundo en el 50 libre. Con un crono de 23.74 segundos, se quedó a siete centésimas de su propio récord mundial y superó a la danesa Pernille Blume, campeona olímpica. Solo una hora antes, la sueca de 24 años había ganado también el título en los 100 mariposa con un crono de 57.13 segundos.

Las españolas Jessica Vall y Marina García se clasificaron para la final de los 100 braza que se disputará esta tarde. Vall, plusmarquista nacional, se clasificó segunda en su semifinal con un registro de 1:06.98, sólo superada por la autora del mejor tiempo de ambas mangas, la rusa Yuliya Efimova (1:05.77). Marina García fue tercera en la primera semifinal con un tiempo de 1:07.48. “Hacía mucho tiempo que no había dos finalistas españolas en la misma prueba, así que tenemos que disfrutarlo”, declaró Vall.

Jimena Pérez concluyó en la octava y última plaza de la final de los 800 libre con una marca de 8:35.51. El título fue, con autoridad, para la italiana Simona Quadarella, de 19 años, con 8:16.35. En los 200 metros mariposa, Joan Lluís Pons no pudo meterse en la final al acabar las semifinales con el decimoquinto tiempo de los dieciséis clasificados.

La sincronizada española quedó a un paso de la medalla de bronce en la rutina libre por equipos. El conjunto que dirige Mayuko Fujiki había conseguido clasificarse en la tercera posición en la ronda preliminar, superando a Italia, su gran rival en el objetivo de subir a un podio que ya se sabía de antemano que iba a tener en lo más alto a las dos grandes dominadoras, Rusia y Ucrania. En la final, rusas y ucranias confirmaron el pronóstico. Italia, actuó antes que España, que se quedó a poco más de una décima de las italianas.

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.

Más información