Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

La final de la Copa del Rey, el 21 de abril en el Wanda

El Sevilla-Madrid y el Barça-Villarreal de Liga, el 9 de mayo; el Atlético-Betis, el 22 de abril a falta de oficialidad

Final de la Copa del Rey 2018
Imagen panorámica del estadio Wanda Metropolitano. EFE

La final de la Copa del Rey se jugará, tal y como estaba previsto, el próximo 21 de abril, sábado, y en el estadio Wanda Metropolitano del Atlético de Madrid. Como consecuencia, y tal y como también estaba previsto, los partidos de los finalistas, el Sevilla-Madrid y el Barcelona-Villarreal, se jugarán el 9 de mayo, como ya ha comunicado LaLiga de manera oficial. Así se decidió ayer en la reunión mantenida en la Real Federación Española de Fútbol entre los dos finalistas, el Sevilla y el Barcelona. En la cita se descartó la idea del club azulgrana de adelantar la final 12 días para gozar de más tiempo de descanso en previsión de disputar la semifinal de la Liga de Campeones. Del mismo modo, el Sevilla pretendió que también se pasara al 9 de mayo el choque liguero entre el Atlético de Madrid y el Betis.

El motivo de esta petición del equipo andaluz se debe a la celebración del derbi sevillano el 13 de mayo, al que llegaría con menos días de preparación que su rival al tener que enfrentarse al Madrid el 9. Esta propuesta del Sevilla tiene muy pocos visos de prosperar. La Federación le ha dicho al club hispalense que es LaLiga la encargada de fijar el calendario, y el propio Atlético ha dejado claro que cedía el Wanda para la final siempre y cuando su partido de Liga con el Betis se jugara el día 22 de abril. Las modernas instalaciones del Wanda y su buen césped permiten que el choque ante el Betis se pueda disputar sin problemas 24 horas después de la final. Para el Atlético es mejor jugar el domingo 22 de abril que el 9 de mayo, puesto que en esa fecha podría disputar cinco partidos decisivos en 15 días. Además, el propio Betis no estaba muy dispuesto a acceder a la petición de pasar el choque el 9 de mayo y gozar de menos días para preparar el derbi.

Gran aforo

El Wanda es un escenario que convence a los dos equipos por su equidistancia y aforo (67.700 espectadores). En principio, en la reunión se ha fijado que los dos equipos dispongan de 22.000 entradas. “Estamos encantados de que se juegue una final de Copa en nuestro estadio, ahora a disfrutarla”, ha afirmado Enrique Cerezo, a la conclusión de la reunión. “Tenemos medios para jugar con el Betis el día 22 de abril”, ha añadido. “Es el mejor estadio y la mejor fecha”, destacó José Castro, presidente del Sevilla, quien confirmó su deseo de que LaLiga pasara el Atlético-Betis al 9 de mayo, algo que no parece factible.

“No ha sido posible cambiar la fecha por una cuestión de calendario. Estamos en todas las competiciones y ojalá sigamos, es muy buena señal. Con el Mundial todo acaba antes”, señaló, por su parte, Guillermo Amor, representante de un Barcelona que no pidió esta vez el Santiago Bernabéu.

Más información