Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Carla Suárez choca contra un doble muro

La canaria pierde en los cuartos frente a la incansable Wozniacki (6-0, 6-7 y 6-2) y se queda por sexta vez a las puertas de las semifinales de un grande. La danesa pugnará con Mertens por la plaza en la final

Open de Australia 2018
Carla Suárez se lamenta durante el partido contra Wozniacki. REUTERS

No fueron uno, sino dos, los muros contra los que chocó Carla Suárez en los cuartos del Open de Australia. El primero, de carne y hueso, la danesa Caroline Wozniacki, a la que desde finales del curso pasado no hay quien la frente; y el otro, todavía de mayor envergadura e intangible, representado en las semifinales de un gran torneo, adonde la canaria nunca ha conseguido llegar porque las seis veces que pudo hacerlo cedió en la intentona.

Tres veces le ha ocurrido en Melbourne (2009, 2016 y 2018), dos en París (2008 y 2014) y otra en Nueva York (2013). Una lástima, porque en esta edición australiana se ha podido ver de nuevo a esa jugadora que ascendió hasta el sexto peldaño del ranking y dio varias alegrías con un tenis académico y un revés a una mano delicioso. Sin embargo, se topó con el leviatán de las semifinales y la opacidad de Wozniacki, una roca, puro cemento; aspirante, ahora, a hacerse un hueco en la escena definitiva del torneo. Para ello tendrá que superar a Elise Bertens.

La nórdica comenzó como un tiro y la española con vértigo, aunque una vez que cedió la primera manga se soltó y entró de lleno en el partido, que discutió hasta el final. Sin embargo, Wozniacki no dio un solo paso atrás, en su línea. "Es una rival muy dura", contaba Suárez a los enviados especiales en torno a las 2.30 de la madrugada, porque su partido arrancó a las 23.25 y concluyó en la sesión golfa, a las 1.37. "Es muy dura", repetía, "porque es una jugadora muy física y le tienes que hacer el punto dos o tres veces, porque no regala nada".

Al final, 6-0, 6-7 y 6-2 a favor de la danesa. Suárez se marchó con el poso amargo de la inmediatez, del momento, pero en su maleta de regreso se llevó las buenas vibraciones que ha encontrado en Melbourne. Después de un año lastrada por una lesión en el hombro derecho, vuelve a trazar su mejor tenis y a sentirse por completo jugadora. Y no es poca recompensa eso.

RESULTADOS DEL MARTES 23

CUADRO MASCULINO: Marin Cilic, 3-6, 6-3, 6-7, 6-2 y 2-0 (ret) a Rafael Nadal; Kyle Edmund, 6-4, 3-6, 6-3 y 6-4 a Grigor Dimitrov.

CUADRO FEMENINO: Caroline Wozniacki, 6-0, 6-7 y 6-2 a Carla Suárez; Elise Mertens, 6-4 y 6-0 a Elina Svitolina.

Consulta el ORDEN DE JUEGO de toda la jornada.

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.

Más información