Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Sergio Asenjo, nueva lesión en la rodilla

La primer exploración al portero del Villarreal dictamina la rotura del ligamento anterior cruzado

Asenjo pide el cambio por la lesión. Vídeo: Su mensaje de optimismo en las redes

El infortunio ha estado ligado a la carrera de Sergio Asenjo. Tres roturas de ligamento cruzado ha sufrido su rodilla derecha que le han obligado a pasar largas ausencias de los terrenos de juego en una carrera que comenzó en la élite en Valladolid hace nueve temporadas, debutando en Primera a los 18 años. A los 27 años, el palentino, convertido en internacional, está en el momento más dulce de su etapa profesional, siendo el portero menos goleado de la Liga en la que solo ha encajado 15 tantos hasta la fecha. Las cicatrices en su maltrecha articulación le recuerdan la dureza del camino que ha tenido que recorrer para disfrutar y que le han hecho más fuerte “Para otros el camino es mucho más sencillo. En mi carrera me ha tocado quitar muchas piedras para poder disfrutar de esta profesión que tanto amo”, recordaba Asenjo en una entrevista reciente.

Comprobó el Madrid y Benzema las grandes cualidades de Asenjo. El delantero francés, antes de llegar a la media hora de partido, remataba de cabeza un centro de Marcelo. El esférico, tras quedar amortiguado por la espalda de Víctor Ruiz, no fue gol evitado por Asenjo tras rectificar en el aire. La caída del guardameta amarillo no fue limpia, su rodilla izquierda perdió estabilidad al pisar el césped. Inmediatamente, el palentino requirió la asistencia del cuerpo médico del Villarreal. Tras una primera exploración, Asenjo continuó en el terreno de juego. Minutos más tarde, en el 35, pidió el cambio siendo sustituido por Andrés Fernández. La alarma se instaló en el Estadio de la Cerámica y entre los futbolistas de Fran Escribá sensibles por el pasado clínico de su compañero.

La tensa espera hasta saber la dolencia del portero del Villarreal resultó eterna. Asenjo fue llevado a un hospital de Castellón para realizarle una resonancia que dictaminara el alcance de la lesión. “Al parecer se confirma las peores noticias y Asenjo tiene roto el ligamento anterior cruzado de la rodilla izquierda”, explicó Escribá en la sala de prensa posterior al partido ante el Madrid.

Asenjo comenzó su calvario con su articulación derecha en mayo del 2010 siendo portero del Atlético de Madrid y que le dejó en el dique seco en los siguientes seis meses. Recuperado de la grave lesión de ligamentos, en enero del 2011 Asenjo marchó cedido al Málaga, necesitado de recuperar las sensaciones debajo de los tres palos sin la presión añadida de hacerlo en un club con gran exigencia como el Atlético. Un mes después el mismo ligamento volvía a ceder. Idéntica lesión en el mismo sitio. Ocho meses más de recuperación y de dudas sobre si volvería a ser el mismo.

Lo fue en el Villarreal que le recuperó para el fútbol en el verano del 2013 tras el regreso del conjunto castellonense a Primera. Lo hizo como cedido y en el curso siguiente el club de Roig, hábil negociador, ejerció la opción de compra por tres millones de euros, la mitad de lo que pedía la entidad que preside Enrique Cerezo. Hacia el final de la temporada 2014-2015, la rodilla derecha de Asenjo volvió a ceder por tercera vez en un partido ante el Atlético de Madrid en el por entonces El Madrigal. Nueve meses después volvió a reaparecer siendo mejor portero. El Zamora de la Liga hasta la fecha que tendrá que volver a empezar. Esta vez le tocará recuperar la rodilla izquierda.

Más información