Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Piqué anuncia que dejará la selección después del Mundial de 2018

El central, que se vio envuelto en otra polémica por la camiseta que lució frente a Albania, dice que la decisión es muy meditada

Piqué pugna con Agolli.

Gerard Piqué anunció que dejará la selección. Lo hizo en Shkoder, al salir del estadio Loro Boriçi, donde había logrado la victoria para España ante Albania en medio de una ola de acusaciones en las redes sociales que le tachaban de antiespañol y desleal por cortarse las mangas de la camiseta donde, especulaban, lucen las franjas rojigualdas de la bandera. La conjetura resultó una difamación. Hubo medios de comunicación importantes que le dieron publicidad. Piqué se enteró en el descanso y al acabar el partido acudió ante las cámaras para mostrar que las mangas cortadas no tenían impreso símbolo alguno. Estaba dolido.

“La camiseta larga no lleva banda roja y amarilla”, dijo. “Yo siempre juego con camiseta larga pero esta vez la he cortado porque las mangas me quedaban cortas y me molestaban… ¡Aguantando! Esta situación es muy cansina. Es cansina pero hay que aceptarla y seguir adelante. Hoy hemos conseguido un buen resultado a pesar de todo esto y es lo que debe estimularnos a seguir adelante, trabajando para llegar al Mundial de Rusia”.

Sergio Ramos se produce un esguince de rodilla

Sergio Ramos, capitán del Real Madrid y la selección española, sufrió ante Albania un esguince en el ligamento lateral de su rodilla izquierda, como confirmó el doctor Oscar Celada, que aseguró que el tiempo de baja irá en función del grado del percance. Ramos se lesionó en una mala caída en un salto en el minuto 79 y la primera exploración en los vestuarios del Loro Borici Stadium confirmaron que tiene dañado el ligamento lateral de su rodilla izquierda.

"Parece una lesión del ligamento lateral interno, vamos a ser prudentes. Ya hemos hablado con los médicos del Real Madrid. No es agradable porque está afectado el ligamento y lo tienen que sustituir en el partido. Esperemos que se quede en un esguince de grado uno o dos del ligamento, pero siempre hay que ser prudente al ser la rodilla y esperar a las pruebas para dar un diagnóstico definitivo", informó el doctor Celada en zona mixta a los enviados especiales españoles.

“Sí que cansa”, resopló, cuando le preguntaron si no estaba harto de que le señalaran por sospechoso y lo pitaran sus propios aficionados en los campos de España. “El Mundial de Rusia va a ser mi última competición con la selección”, dijo, “y espero vivir estos dos últimos años con muchas ganas. Hay que dejar a los jóvenes también subir. Esto estaba muy pensado. No es una decisión de hoy ni mucho menos pero hoy es una más después de muchas. Hace mucho tiempo que lo tengo en la cabeza. Y ya está. Tengo la sensación de que lo he dado todo en el campo siempre, y es verdad que mucha gente me lo agradece pero hay otros a los que no le parece tan bien”.

Piqué es objeto de campañas más o menos orquestadas desde que se mofó públicamente de la fiesta de cumpleaños de Cristiano Ronaldo en 2015, aprovechando la celebración del título de Champions del Barcelona. “No he sido bien recibido por mucha gente, por todo lo que ha estado pasando durante estos años”, lamentó. “Yo he intentado darlo todo y creo que no hay ninguna duda. Pero hay mucha gente que piensa que es mejor que no esté. Estoy muy ilusionado con el nuevo proyecto de Julen y no quiero dejarlo hoy ni mucho menos”.

“Seguiré hasta el Mundial”, concluyó. “Hemos empezado y vamos a acabar juntos disfrutándolo muchísimo. Con 31 años ya tendré una edad para despedirme. Posiblemente me quede cuerda, pero no siempre puedes hacer lo que quieres. A veces debes tomar una decisión. Y me siento así. Siento que acaba una etapa. Lo he ganado todo con la selección y para 2018 espero llegar a los 100 partidos si es posible. Intentaremos ganar el Mundial que es lo más importante. Conseguir dos Mundiales sería la hostia. Y después la vida sigue”.

Gerard Piqué, durante una jugada. ver fotogalería
Gerard Piqué, durante una jugada. AFP

El central catalán dijo que estaba satisfecho de los dos últimos partidos disputados con España. “Hoy”, explicó, “hemos dado un gran paso adelante. Albania es un rival mucho más difícil de lo que se puede llegar a pensar. Nos hemos puesto líderes de grupo en unas condiciones complicadas. La lluvia, la gente apretando, el rival que se cerró muy bien atrás. Estamos felices por haber conseguido cuatro puntos en estas dos salidas tan complicadas a Italia y Albania. Creo que las hemos solventado bien”.

El seleccionador, Julen Lopetegui, se mostró perplejo ante la noticia. “Lo que digan las redes sociales me la trae al pairo”, dijo. “Piqué ha sido uno de los jugadores más destacados ante Albania y su lealtad está fuera de toda duda. No es el momento de valorar las palabras de un jugador al salir del vestuario. Esto hay que dejarlo botando. Hay que dejar que bote”.

Para zanjar la polémica, la Federación emitió un comunicado en el que explicaba el tema. "Ante la controversia generada sobre el corte de las mangas en la camiseta del internacional Gerard Piqué, la RFEF quiere aclarar que la camiseta adidas de mangas largas usada no tiene remate con los colores nacionales. La Real Federación Española de Fútbol quiere mostrar su apoyo al internacional español Gerard Piqué ante la polémica suscitada por el corte de las mangas largas de su camiseta en el encuentro disputado ante Albania". El comunicado adjuntaba una fotografía en la que se veía una camiseta de manga larga, efectivamente, sin bandera española.

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información