Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Alberto Entrerríos: “Vuelvo a empezar desde cero”

El exinternacional español se ha estrenado como ayudante del entrenador en el Nantes

Alberto Entrerríos, con el Nantes en 2015.
Alberto Entrerríos, con el Nantes en 2015. Cordon Press

Alberto Entrerríos (Gijón, 39 años) es un hombre nuevo. El bicampeón del mundo de balonmano (2005 y 2013), triple ganador de la Liga de Campeones y seis veces de la liga española se estrenó el mes pasado en el banquillo del Nantes francés como segundo entrenador tras 30 años jugando. “Es un cambio de trabajo que me ha venido muy bien para refrescarme la cabeza”, dice aliviado en una entrevista por teléfono mientras viaja en autobús con su equipo. Ahora, el gigante asturiano (1,92 metros, 102 kilos) pretende sacarse el carné a finales de temporada y acumular la máxima experiencia posible para, quizás algún día, entrenar a la selección española.

P. En su carta de despedida como jugador, explicaba que había decidido dejar el balonmano porque ya no aguantaba en la élite. En estos momentos ¿cómo se siente?

R. Ahora todo es muy diferente. Es una nueva etapa en mi vida. Cada día es algo nuevo para mí. Como jugador era siempre un poco lo mismo, en los entrenamientos o en los partidos. Aunque siga estando en el mismo deporte, estoy aprendiendo un nuevo oficio. La planificación de los entrenamientos, los próximos partidos, los viajes… Tengo la sensación de volver a empezar desde cero y esto me ilusiona.

P. ¿No echa de menos saltar al campo junto a sus compañeros?

R. No, en absoluto. Como siempre estoy haciendo algo, preparando un vídeo, un entrenamiento o un partido, no me da tiempo para pensar en lo que me falta. Y así está bien, aunque es una sensación un poco rara.

P. Cuando firmó como jugador del Nantes en 2012, declaró en una entrevista a este diario que lo que le ilusionaba era formar parte de un proyecto ambicioso. El pasado sábado, el Nantes se estrenó en la Champions en casa (ganaron por 33-19 contra el Besiktas turco). ¿Misión cumplida?

R. Sí, estoy satisfecho de la evolución que ha tenido el equipo desde que llegué. Antes era un equipo que ya jugaba competiciones europeas como la Copa EHF [la segunda competición europea]. Pero en los últimos cuatro años, hemos ido de menos a más. Y el año pasado, logramos la mejor clasificación en toda su historia. Fue algo muy emocionante. Ahora es un equipo importante en Francia que aspira a ser muy reconocido en Europa.

P. ¿Qué es lo que pretende aportar al Nantes? ¿Su amplia experiencia?

R. Más que mi experiencia, lo que pretendo aportar es mi conocimiento táctico, el cómo abordar ciertas situaciones de juego en ciertos momentos. Pequeñas correcciones que pueden suponer un paso muy importante hacia adelante tanto en situaciones ofensivas como defensivas. Es esa visión estratégica que me interesa en el oficio de entrenador.

P. ¿Ya tiene el carné de entrenador?

R. No, todavía no. He hecho una formación de dos años en España que se finalizó con éxito, pero todavía tengo que entregar a finales de esta temporada una memoria sobre este curso con el Nantes para sacarme el título. Cuando lo tenga, podré entrenar a cualquier equipo en España, incluso en la Liga Asobal, pero en Francia solo hasta la National 1 (la tercera categoría) por un tema de convalidación de diploma. Se necesita un título diferente aquí.

P. ¿Así que volverá a España o quiere continuar en Francia?

R. Estoy muy a gusto en Francia. Mi idea es seguir un poquito más para sacarme el diploma definitivo. Pero quizás dentro de dos años me vuelva a España, es una posibilidad entre otras.

P. ¿Ambiciona ser el seleccionador de España algún día?

R. No tengo ahora mismo ese objetivo. Estoy viendo realmente si me apetece el oficio. De momento me gusta. Para ser seleccionador se requiere muchísimos años de experiencia en los banquillos, que ahora no tengo. Ya veremos en el futuro si hay alguna oportunidad.

P. España no disputó los Juegos Olímpicos de Río este verano al no clasificarse. ¿Cree que esto puede perjudicar a la selección ante el Mundial de Francia el próximo mes de enero?

R. Creo que al contrario. Este mal resultado puede hacer más peligrosa a la selección. Los jugadores llegarán con las ganas de demostrar que lo de Río es una historia del pasado y que pueden competir al máximo nivel. España es una de las tres o cuatro selecciones más potentes del mundo desde mi punto de vista. Les veo con opciones para luchar por la victoria, aunque Francia será la favorita ya que jugará en casa.