Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Las dudas del Real Madrid antes del Borussia

Los blancos se han dejado cuatro puntos en dos partidos con despistes defensivos y el martes tienen un examen complicado en Dortmund sin Casemiro

Varane se lamenta por una ocasión fallada en el campo de Las Palmas. JESUS DE LEON AP

Después de las seis victorias seguidas (Supercopa, Liga y Champions) en los seis primeros partidos de la temporada, el Madrid lleva dos empates seguidos. Se ha dejado cuatro puntos en los últimos cuatro días y antes de viajar a Dortmund para enfrentarse al Borussia en Champions, el martes. A Zidane le espera una salida muy complicada y más después de las dudas que ha generado el equipo contra el Villarreal y Las Palmas.

Los despistes defensivos

El Madrid ha conseguido dejar la portería a cero sólo contra la Real Sociedad en la primera jornada y contra el Espanyol el domingo pasado. Villarreal y Las Palmas (junto al Sporting de Portugal) son los equipos que más le han rematado al conjunto blanco. Cuatro de los siete remates del Villarreal el miércoles en el Bernabéu fueron a puerta (uno entró) y de Las Palmas, seis de ocho. “Falta de concentración y falta de todo”, dijo anoche Zidane que había sido el gol del empate de Araujo. En el primer tanto, Varane despeja como puede un centro de Momo y Tana lo remata prácticamente solo. En el segundo, cuando Vicente levanta la mano para pedirle a Tana el balón, está fuera del área. Isco, a dos metros de él, ni le encima ni amaga con hacerlo y Vicente entra en el área del Madrid completamente sólo. Asiste a Araujo con una dejada de cabeza sin oposición (Varane está a dos metros) y Sergio Ramos llega tarde a cerrar. Otro despiste después del que acabó en el empate del Villarreal  (intento de ruleta fallado de Varane, remate de Trigueros y mano de Ramos).

Dificultades para cerrar el partido

En los ocho partidos que lleva el Madrid esta temporada, nunca había rematado tanto (26 veces) como el sábado en Las Palmas. A puerta sólo había chutado más contra Osasuna (12 disparos por los 11 de ayer). En el Estadio Gran Canaria no entraron más que dos y eso que empezó y terminó el partido jugando con cuatro jugadores ofensivos (Asensio, Bale, Morata y Cristiano en la primera parte; Benzema, Bale, Isco y Lucas Vázquez en la segunda). Los blancos tenían el partido controlado después (también antes) del 1-2 de Benzema en el minuto 67, pero fueron incapaces de matarlo pese a que el rival había bajado mucho el pistón en la segunda parte. “No nos faltó hambre ni empuje”, dijo Zidane. “Simplemente nos faltó meter las ocasiones que tuvimos. Si vas 0-2 a lo mejor es otro partido, pero nos empataron. Hay que jugar hasta el final…”, prosiguió el técnico. Lo hicieron Tana y sus compañeros, no lo hizo el Madrid al que le sobra fe cuando tiene que remontar y le falta mala leche cuando tiene que matar.

La condición de Cristiano Ronaldo

Al portugués, desde que volvió contra Osasuna el 9 de septiembre, se le ve lento, falto de ritmo y a ratos desconectado de las acciones del Madrid. Estuvo dos meses de baja por un esguince de ligamento en la rodilla y le está costando recuperar su mejor condición física. Zidane lo defiende, lo protege e insiste con él (contra el Sporting, segundo partido que jugaba, le mantuvo todo el partido y empató en el 88 con un gol de falta). Lo pone de titular para que recupere sensaciones y ritmo incluso sabiendo que hay jugadores (Lucas Vázquez y Morata, ambos suplentes contra el Villarreal) que están físicamente mejor que él, pero también es capaz de dejarlo fuera (contra el Espanyol por un dolor de garganta) y sustituirlo (anoche).

Tana (d) de Las Palmas celebra el empate (1-1) frente al Real Madrid. ver fotogalería
Tana (d) de Las Palmas celebra el empate (1-1) frente al Real Madrid. Reuters

La baja de Casemiro

El centrocampista portugués, con una fisura en el peroné, no regresará, mínimo, hasta dentro de un mes. Anoche Zidane armó un centro del campo con doble pivote (Modric y Kroos) y puso a Asensio en la mediapunta. Kovacic se quedó en el banquillo, presumiblemente para evitar cualquier percance de aquí al martes ya que en Dortmund tiene todas las papeletas para ser titular. La visita a Alemania preocupa al Madrid precisamente por la baja de Casemiro, futbolista con empaque, fuerza en el choque y habilidad para robar balones y tapar los huecos que dejan los centrales, los laterales y también Modric y Kroos. En la jugada del gol de Araujo, Casemiro no habría dejado solo a Vicente.

Más información