Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Feliciano y Ferrer despejan el camino

Los triunfos del toledano (6-4, 6-4, 3-6 y 6-1 a Ramanathan) y el alicantino (6-1, 6-2 y 6-1 contra Myneni) dejan a España a un triunfo del regreso al Grupo Mundial. Nadal, ausente por una gastroenteritis

Feliciano devuelve la pelota de revés ante Ramanathan.
Feliciano devuelve la pelota de revés ante Ramanathan. AP

Unos problemas estomacales de Rafael Nadal alteraron el guion inicial de la serie frente a India, lo que no impidió que España lograse los dos primeros puntos de la eliminatoria y se quede a un solo paso de regresar al Grupo Mundial de la Copa Davis después de dos años de ausencia. El primero llevó la rúbrica de Feliciano López, que venció al joven Ramkumar Ramanthan por 6-4, 6-4, 3-6 y 6-1 (después de 2h 25m), y el segundo lo materializó David Ferrer, muy superior a Saketh Myneni, reducido con un 6-1, 6-2 y 6-1 (en 1h 28m).

La jornada transcurrió en medio de mucho calor. El termómetro fijaba 35º y el ambiente estaba plomizo, poco apetecible, así que Feliciano y Ferrer tuvieron que tirar de todo para combatir el calor: toallas, bolsas de hielo, geles hidratantes, plátanos, sales minerales... Y ahí estaba la capitana, Conchita Martínez, para proporcionárselo. Decidió la seleccionadora que fuera el toledano quien abriera el cruce, puesto que Nadal se encontraba indispuesto. El mallorquín sufrió a lo largo del día una indisposición estomacal y mareos, por lo que finalmente no pudo saltar a la pista.

Fue entonces Feliciano (34 años) el primero en intervenir. Y lo hizo con mucho aplomo, deshaciéndose de Ramanthan. Este, 203 en el ranking individual de la ATP, se ha pulido durante los últimos cinco años en la Academia Sánchez-Casal de Barcelona. Y lo cierto es que ofreció una loable resistencia, a pesar de tener que ser atendido por unas molestias en la rodilla, arañándole un set al español y exhibiendo buenas formas en la red. No las suficientes, sin embargo, como para derribar a Feliciano. Aunque entró un poco espeso, López logró un break al quinto juego y enderezó la dirección.

Fue más rotundo en el siguiente parcial, con una rotura de arranque, y luego bajó el ritmo porque el cansancio comenzó a hacer mella en su depósito. La fatiga, unida al buen hacer de Ramanthan, estiraron un poco más el pulso, pero no hubo mayor sobresalto en el R. K. Tennis Complex de Nueva Delhi. Por tanto, sexta victoria en singles para Feliciano. Teóricamente él iba a ser quien disputase el partido de dobles de este sábado (15.30, Teledeporte) junto a Marc López, pero el contratiempo de Nadal quizá propicie que el mallorquín, siempre y cuando se recupere, juegue por el punto definitivo.

Y es que a España (0-2 a su favor) le vale con sumar solo un triunfo más en los tres partidos restantes, el del dobles (frente a Myneni y el experimentadísimo Lander Paes) y los dos individuales restantes, el domingo (a partir de las 13.00, Teledeporte). El camino está despejado, puesto que Ferrer también cumplió con su parte y batió a Myneni (137 de la ATP) sin la menor dificultad. El de Xàbia consumió muy rápido a su rival, al que no le salía una, o bien chocaba con la formidable consistencia que había al otro lado de la red. Ferrer, de 34 años, ventiló su compromiso en hora y media y sumó su 26ª victoria en la Copa Davis en sus 30 participaciones.

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.