Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

“Este equipo no tiene techo”

El capitán Agustín Creevy subraya el "sueño” de Los Pumas, satisfechos por jugar los siete partidos del Mundial

Pocos jugadores odian más dejar el campo que Agustín Creevy. Dolorido, el capitán argentino se marchó poco después del descanso y vio en la banda el amago de remontada irlandesa, que redujo un déficit de 17 puntos a tan solo tres (23-20): “Estando afuera lo sufrí casi más de los que estaban jugando. No sé lo que tengo, pero no podía correr más”. Superó el envite Argentina, que se medirá el domingo a Australia en semifinales. En un ejercicio de humildad dentro de la euforia con la que se desenvolvió ante los micros, el delantero recalcó el aprendizaje de los últimos cuatro años, jugando contra Nueva Zelanda, Australia y Sudáfrica en el Rugby Champioship: “Lo que vivimos ahí adentro fue un sueño. Estamos mejorando mucho nuestro nivel, no creo que estemos todavía a su altura pero vamos camino a ello. Este equipo no tiene techo”.

Con la sonrisa pegada al rostro, Creevy se refería cariñosamente a su técnico, Huevo. La victoria sirvió de legitimación a la apuesta de Daniel Hourcade desde que se hizo cargo de Los Pumas en octubre de 2013. “Estamos muy contentos por haber logrado el objetivo de jugar los siete partidos del Mundial. Se ganó jugando el rugby que pretendemos y que queremos desarrollar, sobre todo al principio y al final. Para ganar necesitamos arriesgar, les pedimos a los jugadores lo que son capaces de hacer”, recalcó el técnico, visiblemente emocionado durante el himno por la enfermedad de su madre. “Nosotros sentimos esto desde adentro y lo expresamos”.

El rugido mundial de Los Pumas es el fruto de tanto trabajo en el Rugby Championship, socios desde 2012. “El crecimiento ha sido muy grande. Entonces nos desnudaron y a partir de ahí empezamos a construir. Competir todos los años con los mejores exige un nivel de perfección, hasta que te acostumbras y parece algo normal”, analizó el técnico. En ese aprendizaje también se incluye la recuperación física, duelo a duelo y semana a semana: “Jugar en el Rugby Championship nos está dando ese ritmo, habituarnos a jugar en esa intensidad toda la semana”. Argentina venció por primera vez a Australia en 2014.

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.