Laia Palau y Astou N’Dour: “Logramos imposibles gracias a la mentalidad”

La capitana y la debutante analizan el reto de las campeonas de Europa y subcampeonas mundiales España debuta en el Eurobasket ante Lituania (19.00, Teledeporte)

Laia Palau y Astou N'Dour, en la selección
Laia Palau y Astou N'Dour, en la selecciónAlvaro García

La selección española afronta el más difícil todavía. Después de silenciar La Marsellesa en Orchies conquistando el oro en el último Eurobasket ante la anfitriona Francia y de alcanzar la luna de la canasta con la plata mundial ante Estados Unidos en Estambul, el equipo de Lucas Mondelo intenta prolongar su epopeya competitiva en el Europeo que comienza esta tarde en Hungría (19.00, Teledeporte, estreno ante Lituania). Entre los retos: revalidar el título, proeza que no ha logrado nadie desde que la todopoderosa URSS interrumpiera en 1991 su histórica secuencia de 17 títulos consecutivos, y alcanzar una plaza olímpica para Río, billete que solo se garantiza el campeón —mientras que los equipos clasificados del segundo al quinto lugar tendrán la opción de lograrlo en el preolímpico que se disputará del 13 al 19 de junio de 2016—.

La compleja misión contará además con el hándicap de la ausencia de Sancho Lyttle, el pilar de las últimas conquistas, castigada sin selección por su contrato en la WNBA con Atlanta Dream. Pero el valor del grupo y la lustrosa preparación, con ocho victorias ante rivales de enjundia con 74 puntos a favor y 48 en contra de media, han consolidado el optimismo. Enfrente, cocos como Francia, con Dumerc, Gruda o Yacoubou; Turquía, con Alben, Vardali y Yilmaz; Bielorrusia, con Yelena Leuchanka; Suecia con las hermanas Eldebrink; o Rusia con Irina Osipova y la nacionalizada Epiphanny Prince.

Lucas Mondelo y el juego “a balón parado”

"Nos falta nuestra Pau Gasol", resume Lucas Mondelo para cifrar la ausencia de Sancho Lyttle en el Europeo por la limitación contractual impuesta por su equipo en la WNBA. Pero el seleccionador no gasta mucho tiempo en lamentar la ausencia de la mvp del último Eurobasket y mejor jugadora, en números, del pasado Mundial. "Sabíamos que podía pasar. Astou [N'Dour] aportará sus características y todas darán un paso adelante. Me preocupa más que todos los rivales se han reforzado nacionalizando americanas".

En busca de la evolución Mondelo ha despiezado los datos del ataque de la selección en los dos últimos campeonatos. "Hacemos nuestro contra-scouting. Cómo jugaríamos contra España. Hemos detectado que en el juego de transición y contraataque estamos bien, que en estático vamos más justitos y que aprovechamos muy poco el juego a balón parado, en saques de fondo y de banda. El estilo es innegociable, jugamos en quinta todo el partido, pero ahí hemos cambiado algún sistema para mejorar y compensar lo que perdamos cuando las rivales nos frenen".

“Hemos llegado aquí con mucho esfuerzo y el éxito solo se mantiene luchando”, afirma la capitana Laia Palau, de 35 años, que llegó a la selección en 2002 y ha participado en siete de las nueve medallas de la selección absoluta, presente en seis de los últimos siete podios europeos con cuatro bronces, una plata y un oro. Junto a Laia, la más joven del equipo: Astou N’Dour, la pívot hispano-senegalesa, de 20 años, 1,97m y apenas 65 kilos, que obtuvo la nacionalidad española en 2011 y debuta con la absoluta tras una carrera meteórica. “Estoy muy ilusionada y deseando que llegue ya el debut. Me están ayudando mucho todas las compañeras, están muy pendientes de mi para que no me pierda en la cancha”, explica la mejor jugadora joven europea de 2013, la 12ª española en jugar en la WNBA. “Ya tiene mucho mundo. Es otro baloncesto comparado con el que yo viví cuando llegué a la selección. Se han adelantado los plazos y nos hemos profesionalizado más”, prosigue Palau, que hace de la necesidad virtud cuando habla de la baja de Sancho Lyttle.

“Sancho era más del 50% del equipo. Astou es otro estilo de jugadora que nos va a aportar muchar cosas. El equipo ha cambiado la estructura, pero mantenemos la filosofía. Los bracilargos de Astou tendrán que tapar huecos y pelearse con las grandes y luego, entre todas, suplir este agujero. Son distintas y ella nos permitirá incluso jugar de manera más alocada en ataque. Nuestro estilo es estresar al rival desde la defensa, correr y correr. Derretimos a las rivales por intensidad. No sabemos hacerlo de otra manera y además si no lo hacemos así no somos buenas. No podemos bajar el ritmo”, repasa la base titular y piedra angular del quinteto de Mondelo junto a Alba Torrens, Marta Xargay o Laura Nichols.

Más información
Pioneras de plata
España impone su orgullo de oro
Toda la información sobre la selección española de baloncesto

La agresividad en defensa como imagen de marca, de un grupo pasional, curtido en el extranjero con hasta ocho emigrantes en sus filas, y en constante lucha con su genética. “No nos podemos pegar con las gigantonas hay que moverse mucho, no dejar pensar a las rivales y aprovechar que somos flaquitas jugonas. Nos va la marcha”, cuenta Palau. “Es a lo que jugamos desde las categorías inferiores. Nos enseñan el camino”, refrenda N’Dour, que el año pasado ejerció de doble de Lyttle en la preparación y ahora recibe la alternativa tras coleccionar seis medallas en categorías de formación. “En los últimos años hemos dado el salto definitivo, pero siempre hemos sido grandes en deseo. De las que más hemos querido y peleado. Hemos conseguido cosas que parecían imposibles gracias a la mentalidad. Eso ha revalorizado además el producto nacional y ahora somo importantes en equipos extranjeros. El reto es seguir y seguir. Pero el horizonte es el paso a paso. Todas queremos los Juegos y nos tienen muchas ganas así que tendremos que ser duras mentalmente”, remata Laia.

Sobre la firma

Faustino Sáez

Es redactor de deportes del diario EL PAÍS, especializado en baloncesto. Además del seguimiento de ACB y Euroliga, ha cubierto in situ Copas, Final Four, Europeos y Mundiales con las selecciones masculina y femenina. Es licenciado en Periodismo por la Universidad Complutense de Madrid y ha desarrollado toda su carrera en EL PAÍS.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS