_
_
_
_

Anguix coge el relevo de Sepulcre en la presidencia del Elche

El empresario valenciano asume el mandato del club tras la forzada dimisión del anterior dirigente tras nueve años en el cargo

Juan Anguix (izquierda), junto al concejal Daniel Rubio y varios aficionados del Elche. Foto: Joaquín de Haro. Vídeo: ATLASFoto: atlas

Inhabilitado para ejercer sus funciones; con deudas no atendidas en plazo y forma con la Liga de Fútbol Profesional y Hacienda que puede acarrear al Elche la imposibilidad de fichar jugadores en la próxima temporada o incluso su descenso de categoría; con dos mensualidades impagadas a empleados y jugadores; con una deuda global de 40 millones de euros y con toda la afición en contra. Con tales negativos condicionantes, a José Sepulcre no le quedó más remedio anoche que dimitir como presidente del Elche tras más de nueve temporadas ejerciendo el cargo. En el haber en su hoja de servicios, el éxito del ascenso a Primera dos temporadas atrás, un regreso a la élite esperado en la ciudad de las palmeras durante 24 años. En el debe de Sepulcre, la gestión económica que puede suponer el funeral del club ilicitano.

Conminado por la Fundación del Elche, que controla el 54% de las acciones del club, Sepulcre deja su paso a Juan Anguix, empresario valenciano que formó parte del Consejo de Administración del Sepulcre, antiguo aliado y enconado rival desde meses atrás del ya expresidente. Los doce patronos de la entidad, con la alcaldesa Mercedes Alonso al frente en representación del Ayuntamiento, aceptaron el proyecto de Anguix, que presentó un aval de cinco millones de euros con el cual saldar los pagos inmediatos al fisco y los jugadores (tres meses seguidos sin cobrar la nómina es motivo para quedar libre y desvincularse del club). “Vamos por el buen camino porque el pago de esa deuda salvaría el club”, explicó Mercedes Alonso, encargada de anunciar la fumata blanca. En el club permanecerán tres de los actuales consejeros a pesar de que Anguix no lo veía conveniente días atrás. “No contaría con nadie del actual Consejo de Administración”.

El aval presentado por Anguix solucionaría los problemas inmediatos del Elche. Posteriormente el nuevo presidente ve necesaria una ampliación de capital de 14 millones de euros que solucione los problemas de liquidez a corto y medio plazo. Tal ampliación tiene que contar con el visto bueno del Instituto Valenciano de Finanzas que avaló en su día acciones del club por un importe de 12 millones de euros. Ajenos a las cuitas palaciegas, Escribá y su plantilla se centran en mantener al equipo en Primera, cuestión fundamental para la supervivencia del club. Mañana, en el Martínez Valero, una nueva final ante el Deportivo. El conjunto coruñés, con 29 puntos, marca la línea del descenso. Cinco más poseen los ilicitanos.

Regístrate gratis para seguir leyendo

Si tienes cuenta en EL PAÍS, puedes utilizarla para identificarte
_

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_