Alonso: “Ferrari pierde un piloto y gana un ‘tifoso”

Antes de la última carrera del año, La Scuderia hace oficial la marcha del asturiano y la llegada de Vettel, que firma por tres años y sigue los pasos de Schumacher, su ídolo

Vettel y Alonso, durante una rueda de prensa.
Vettel y Alonso, durante una rueda de prensa.ALBERT GEA (REUTERS)

La política de comunicación que Ferrari ha seguido en los últimos tiempos no puede reflejar mejor el desbarajuste general que reina en La Scudería. Han pasado casi dos meses desde que Red Bull anunció en Suzuka que Sebastian Vettel abandonaría su equipo de toda la vida al finalizar esta temporada tras aceptar la oferta que la marca italiana le planteó para relevar a Fernando Alonso, que ha sido su buque insignia durante los últimos cinco años. En estas siete semanas, unos y otros se han dedicado a marear la perdiz sin confirmar ni desmentir nada, a la espera de la resolución del contrato que vinculaba a Alonso con los bólidos rojos tras la ampliación de contrato firmada en mayo de 2011 y que debía expirar a finales de 2016. El acuerdo entre ambas partes se cerró finalmente de mutuo acuerdo y Ferrari anunció ayer por la tarde desde Abu Dabi, donde este fin de semana debe resolverse el Mundial, la marcha del español y la llegada de Sebastian Vettel, que vestirá de rojo los próximos tres ejercicios con opción a un cuarto, a razón de unos 30 millones de euros por cada uno de ellos.

El alemán vestirá de rojo tres ejercicios y cobrará 30 millones de euros cada año

“Este verano tomé la decisión y solo el tiempo dirá si es buena o mala. No fue un impulso de un momento concreto”, declaró Fernando Alonso, cuyas primeras impresiones quedaron plasmadas en un comunicado, aunque después, en la conferencia de prensa oficial del último gran premio del año, detalló un poco más cómo ha vivido todo el proceso. “El año pasado me surgieron algunas dudas y decidí esperar a ver cómo afrontábamos este 2014 en el que ha habido tantos cambios. Hablé mucho con Montezemolo y los dos convenimos que si las cosas no iban bien, a lo mejor era conveniente separarnos. La decisión final la tomé en septiembre, cuando se lo dije al equipo”, aseguró el bicampeón con Renault, que sin embargo no quiso dar por cerrado su regreso a McLaren. McLaren ya anunció que no daría a conocer su pareja de pilotos para la temporada que vienes hasta diciembre.

Se termina de esta forma una relación que arrancó con las mejores expectativas y que, no obstante, nunca llegaron a cumplirse. Alonso deja Ferrari tras cinco temporadas con una hoja de servicios que recoge 11 victorias, 44 podios y 1.186 puntos hasta el momento, con tres subcampeonatos (2010, 2012 y 2013) y tras haber peleado por la corona hasta la última cita en dos ocasiones (2010 y 2012).

La decisión final la tomé en septiembre y se lo dije al equipo” Fernando Alonso

“Aquí he madurado y he aprendido mucho de un grupo de gente fantástica. A partir del próximo lunes, Ferrari pierde un piloto pero gana un tifoso. Además, tengo que agradecer que hayan respetado mi decisión de irme porque podrían haber dicho no”, subrayó el asturiano, queriendo enfatizar que ha sido él quien ha decidido abandonar la escudería.

“En el elenco de nuestros corredores más destacados Fernando siempre ocupará un puesto de honor”, afirmó Marco Mattiacci, el director de La Rossa. “Le damos nuestro más sentido agradecimiento por la aventura que ha vivido junto a La Scuderia. Estamos convencidos de que siempre llevará il cavallino en el corazón”, añadía el ejecutivo, con quien Alonso nunca llegó a sentirse ni la mitad de cómo que se sintió con Stefano Domenicali, su antecesor en el cargo.

Alonso no da por cerrado el acuerdo con McLaren, que no lo dirá hasta diciembre

Sin éste y sin Montezemolo, que abandonó la presidencia en septiembre, los motivos para buscar una salida pesaron más que los argumentos que le plantearon para renovar los lazos hasta 2019, circunstancia que motivó la puesta en marcha de un plan alternativo por parte de Ferrari. Y dadas las circunstancias, la jugada no pudo salirle mejor a la compañía.

“Cumplo el sueño que he perseguido toda mi vida. Desde que era un niño, Michael Schumacher, subido a un coche rojo, siempre fue mi ídolo. Es un honor tener la oportunidad de correr para este símbolo”, dijo Vettel, que se ha pasado un mes y medio haciendo equilibrismos para que no se le escapara uno de los secretos peor guardados de la historia de la F-1.

“Es el momento indicado para cambiar de aires. No ha sido una decisión fácil porque he formado parte de Red Bull toda mi vida, desde los 12 años, y porque conozco a todo el mundo. Ha sido un capítulo precioso que llega a su fin”, zanjó el tetracampeón de Heppenheim. A día de hoy, se sabe que Vettel aterrizará en Maranello con Ricardo Adami, el que fuera su ingeniero en Toro Rosso, y con su asistente de comunicación. Tratándose de Ferrari, es difícil saber en estos momentos cuál de estos dos papeles es más importante.

Alonso en Ferrari

2010: Alonso terminó en segunda posición el Mundial (con 252 puntos), a cuatro del líder, Sebastian Vettel. Ganó cinco carreras, acabó segundo en dos ocasiones, y tercero en tres grandes premios.

2011: Acabó la temporada en el cuarto puesto (270 puntos), ganando solo el GP de Gran Bretaña. Cinco segundos puestos y cuatro terceros completaron su año.

2012: Con 278 puntos, volvió a ser subcampeón, a tres puntos del líder, de nuevo Vettel. Sumó tres primeros puestos, cinco segundos y cinco terceros.

2013: Acabó segundo (242 puntos), por tercera vez detrás de Vettel, aunque en esta ocasión muy lejos del alemán (397). Ganó dos carreras, y sumó cinco segundos y dos terceros.

2014: Sin haber ganado ninguna carrera, y segundo en Singapur como mejor marca del año, Alonso se encuentra quinto, con 157 puntos. A falta del GP de Abu Dabi, la clasificación la encabeza Lewis Hamilton, con 334 puntos.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS