La transición en la Davis es de Gala León

La extenista sustituye a Moyà y es la primera mujer que dirige a la selección masculina

Presentacion de Gala Leon nueva directora de la Federación de Tenis el pasado julio.
Presentacion de Gala Leon nueva directora de la Federación de Tenis el pasado julio. Gregorio Lopez

La Federación de tenis anunció ayer que su junta directiva ha decidido que Gala León, la directora deportiva, “lidere la capitanía de la Copa Davis” tras la renuncia de Carlos Moyà, el seleccionador que vivió el primer descenso español desde 1995. El nombramiento causó sorpresa entre algunos de los directivos que se sentaron en esa junta. Allí, según fuentes consultadas, se propuso pedirle a Moyà que reconsiderara su adiós (el mallorquín lo agradeció, pero volvió a decir que no) y se debatió sobre dos perfiles de seleccionador que llevan aparejados dos sueldos muy distintos: el de exjugador de éxito (“ha dado muchos triunfos”, dijeron) y el de técnico puro en “un segundo nivel”.

Cuando la federación finalmente anunció el nombramiento de León, algunos de los presentes lo consideraron como un movimiento estratégico: como España no competirá hasta julio, contra el ganador del Dinamarca-Rusia (marzo), los federativos ganan tiempo para valorar otras posibilidades y al mismo tiempo evaluar el trabajo de la exnúmero 29.

Así, León queda encargada de pilotar la transición del equipo, que ha pasado de ganar cinco Copas Davis desde 2000 a descender, y se convierte en la primera mujer que dirige la selección masculina. Los detalles del nombramiento serán conocidos este martes, según anunció la Federación, que no ofreció el cargo a Juan Carlos Ferrero, exnúmero uno mundial que en ocasiones anteriores hizo público su interés por ocuparlo.

La exnúmero 29 de la WTA se convierte en la primera mujer que dirige la selección masculina

Apenas unas horas antes de que la exjugadora se convirtiera en seleccionadora, Moyà, que había anunciado su renuncia al puesto en una entrevista con este diario, tuvo que confirmársela de nuevo a José Luis Escañuela, el presidente del tenis español. “Moyà nos ha hecho conscientes del problema que arrastra el equipo de Copa Davis desde hace mucho tiempo y queremos que sea él el que ponga los cimientos de la nueva selección española de tenis, dándole la misma oportunidad que a capitanes anteriores de poder desarrollar su proyecto en un mínimo de dos años”, explicó la federación. “Doy gracias por la confianza depositada en mí”, contestó el exnúmero uno. “En un futuro, si mis circunstancias personales son otras, pero sobre todo si la Copa Davis vuelve a ser un objetivo real para todos los jugadores, la puerta queda abierta por mi parte”.

Hoy esa puerta la ha abierto Gala León. Mañana, quién sabe.

Sobre la firma

Juan José Mateo

Es redactor de la sección de Madrid y está especializado en información política. Trabaja en el EL PAÍS desde 2005. Es licenciado en Historia por la Universidad Complutense de Madrid y Máster en Periodismo por la Escuela UAM / EL PAÍS.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción